DOCUMENTOS CONFIDENCIALES: Diario Clarín reveló detalles sobre cómo opera el Sebin

@DolarToday / Jul 3, 2019 @ 6:00 pm

DOCUMENTOS CONFIDENCIALES: Diario Clarín reveló detalles sobre cómo opera el Sebin

El diario argentino Clarín reveló este miércoles documentación que explica cómo opera el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional, creado durante el mandato de Hugo Chávez.

Nicolás Wiñazki / Diario Clarín

Es así como mucha gente, la informada o la denunciante, pensaba y se figuraba. Decenas y decenas de víctimas habían descrito sus acciones. Repentinas y violentas. Intimidatorias pero eficaces.

Clarín publica en exclusiva documentación oficial venezolana que muestra y demuestra cómo opera el SEBIN. El respetado y temido Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional es la fuerza de espionaje político y control social creada por el comandante Hugo Chávez que en Venezuela sostiene al régimen del presidente Nicolás Maduro.

Pasa en las películas o en los relatos de ficción porque pasa en la realidad.

La divulgación de estos documentos ocurre además cuando Venezuela aún se encuentra en estado de shock por la muerte del Capitán de Corbeta Rafael Acosta Arévalo tras ser brutalmente torturado por supuestos miembros a la Dirección de Contrainteligencia Militar, otro órgano de control del chavismo.

Estos documentos internos que llegaron a conocimiento de Clarín son como una radiografía del SEBIN. Permiten conocer detalles antes ignorados de sus acciones: monitoreo de la oposición, de la sociedad civil “adversa a la revolución”, de periodistas nativos y extranjeros, de las tendencias en Twitter. Conocer cómo espiaba y controlaba el SEBIN a dirigentes y referentes políticos internacionales que pasaban una temporada en Venezuela.

Las carpetas están catalogadas con los rótulos de “Secreto” o de “Confidencial”. No describen operativos contemporáneos, de la era Maduro. Son una prueba acerca de cómo el propio Hugo Chávez Frías, su creador, usó al SEBIN para intentar conocer a quienes lo inquietaban.

Un Estado que persigue no sólo a venezolanos o cronistas que llegan desde otras geografías para informar lo que un gobierno no quiere que se informe. Porque estos documentos del SEBIN revelan también, con minucia, cómo fueron espiados los veedores extranjeros que creyeron estar monitoreando de forma independiente las últimas elecciones presidenciales que ganó Chávez, en octubre de 2012.

¿Cuán transparentes son los procesos de elección cuando en todos los centros de votación de un país el gobierno tiene colocados espías para alertar a sus jefes políticos de cualquier ‘mala noticia’?

Como se verá, las comisiones de monitoreo de diferentes países que viajaron a Venezuela para las elecciones del 2012, entre ellas, una de Argentina, fueron objeto de acciones de Inteligencia a tiempo completo. Desde que aterrizaron en el aeropuerto internacional de Maiquetía, en las afueras de Caracas, hasta que partieron.

El SEBIN ya conocía a qué centros electorales iría cada comisión y había tomado recaudos para que se llevaran una buena impresión.

Había ordenado fotografiarlos en secreto. Filmarlos. Seguirlos en autos sin identificación oficial.

Los documentos del SEBIN también demuestran cómo desde hace años esta agencia era capaz de vigilar a los dirigentes opositores, geolocalizándolos mediante sus celulares. Y así lo hacía.

Varios de los actuales líderes de la oposición contra Maduro, como Antonio Ledesma, Leopoldo López, o Julio Borges, fueron objetivos a seguir mediante esa tecnología. Está documentado.

Desde hace muchos años las instituciones venezolanas y su ciudadanía son controladas por un Gobierno voraz por saber lo máximo posible para lograr boicotear a rivales democráticos que intentaban hacer proselitismo democráticamente.

Vigilar. Y castigar. Eso hace el partido oficial en el gobierno. Igual que al periodismo.

Durante las horas de desinformación y nervios en las que se desencadenó la llamada “Operación Libertad”, liderada en suelo venezolano por Juan Guaidó, presidente encargado de Venezuela, con la que intentó quebrar el poder de Nicolás Maduro, el SEBIN fue un protagonista importante, ya en forma pública, de aquel cambio de régimen por ahora fallido.

Agentes del SEBIN dejaron libre de su arresto domiciliario al opositor Leopoldo López, por ejemplo.

Fue un operativo en el que participaron “traidores” a la “revolución” chavista. Agentes del SEBIN que le juraron lealtad a Guaidó. Un plan organizado.

El mismísimo jefe del servicio en esos días, Manuel Ricardo Christopher Figuera, fue acusado por Nicolás Maduro de ser uno de los promotores del complot en su contra. Ya no ocupa más uno de los cargos más relevantes del régimen bolivariano. La mesa de la jefatura del SEBIN fue tal vez el lugar de mayor recolección y reunión de información sobre lo que pasa en Venezuela.

Todo se eleva a la superioridad. Al Jefe. A Maduro. La autenticidad de los documentos del SEBIN publicadas en esta nota fue confirmada a Clarín por agentes de ese mismo servicio secreto.

En el año 2012, el autor de esta nota, junto al equipo de Periodismo Para Todos, el programa de Jorge Lanata en El Trece, fue detenido por agentes de inteligencia chavistas en el aeropuerto.

Estos agentes, vestidos de civil, querían saber quién había filtrado los documentos que ahora se dan a conocer por primera vez. En aquella ocasión se mostró por televisión un documento interno oficial del SEBIN por el cual se ordenaba detener a Lanata y a su equipo a la entrada de Venezuela.

El programa PPT cubrió las últimas elecciones presidenciales de Chávez. Su rival, el opositor Henrique Capriles, era seguido a toda hora por el SEBIN, que recolectaba información y conocía de antemano cuál era su agenda personal y política.

Los agentes del SEBIN jamás llegaron a saber de dónde se habían filtrado los papeles, a pesar de que intentaron de varios modos conocer la fuente de lo que creían entonces era la filtración sólo de una sola entre todas las órdenes que cumplían a diario.

En realidad, la documentación que había llegado a PPT y a Clarín, gracias a una fuente que jamás se revelará, era mucho más rica y más amplia.

La totalidad de esos documentos internos y secretos del SEBIN, que informan y dan cuenta de algunas de sus operaciones múltiples, se revela por primera vez en este informe.

En estos tiempos de convulsión en Venezuela, el contenido de estas revelaciones se reactualiza.

López, Ledesma, Borges, son los principales aliados de Guaidó.

Las lealtades en el SEBIN se rompieron aún más de lo que ya estaban antes.

El propio Figuera, descrito como quien fue el “tercer hombre más poderoso de Venezuela”, ojos y oídos de Maduro, es ahora un funcionario expulsado por el régimen.

Tras participar en la Operación Libertad, escapó a Colombia con la habilidad propia de un jefe de Inteligencia de su talla.

Conspiró, ayudó a López y Guaidó. Y huyó tras el fracaso de un complot interno que llegaba, se sabe ahora, al entorno más íntimo de Maduro y sus ministros.

El General del Ejército de Venezuela, Manuel Ricardo Robert Figura fue parte de esos altos mandos que el chavismo usó para hegemonizar el poder.

Según reveló el propio Figuera a The Washington Post, el régimen de Maduro hace negocios con la venta ilegal de oro; con una de las organizaciones del radicalismo islámico shiíta que es considerada por muchos países como terrorista, Hezbollah. Y reveló una información antes poco conocida pero ya confirmada: la absoluta influencia que mantiene Cuba sobre el propio Maduro en forma personal, a través de comunicaciones y consejos directos que le da Raúl Castro, y también en la acción que despliegan los miembros del servicio secreto cubano en Venezuela.

Bienvenidos. Así espía el chavismo.

Pasen y vean.

Ellos lo vieron antes: Operativo Infiltrado
Una de las carpetas del SEBIN dice Operaciones de Contrainteligencia y está ilustrada con el logo del servicio secreto.

En sus primeras páginas se puede leer un análisis de la influencia contraria a la Revolución que ejercía uno de los tantos líderes de la oposición que intentó sacar del poder a Hugo Chávez en vida, el entonces líder de la ONG “Futuro Presente”, Yoni Goicochea.

Continuar leyendo y ver documentos : Nicolás Wiñazki / Diario Clarín

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*