Nelson Mezerhane rompe el silencio: La venta de Globovisión es nula

ciceron / May 27, 2013 @ 9:10 am

Nelson Mezerhane rompe el silencio: La venta de Globovisión es nula

Nelson Mezherane, de entrada, me saluda efusivo, bromea un poco, y luego me aclara una serie de puntos que le rondan la cabeza. He sentido un reclamo en sus palabras por varios temas, y luego me ha escuchado. Nelson es el banquero al cual el Presidente Chávez personalmente llamó varias veces, fustigándole por la línea editorial del canal de noticias Globovisión, el cual fundó junto a Guillermo Zuloaga y Alberto Ravell.

Mezherane es, sin duda, un hombre que no olvida ni perdona. En él se conjuga el empresario impetuoso y el hombre que ha decidido adentrarse en los vericuetos del poder.

Ahora, en su exilio en los Estados Unidos, accede a hablar conmigo de lo que considera sus verdades sobre la sonada negociación a través de la cual los abogados Raúl Gorrin, Gustavo Perdomo y el intermediador financiero Juan Domingo Cordero aparecen como propietarios de la compañía Globovisión, a los que dice no conocer sino por lo que de estos se rumorea en la prensa.

Asegura que el tiempo le dio la razón, y que los últimos acontecimientos deben hacer mirar hacia atrás. Ahora, propietario de un medio de comunicación impreso en la que es ahora su casa, lejos de Venezuela, sigue dando la lucha y rompe el silencio.

Me gustaría conocer de primera mano su impresión sobre lo que ha sido la operación de venta del canal Globovisión…

Te voy a aclarar muy brevemente. Primero, sobre mi amigo, Guillermo Zuloaga, no opino. Él tomó sus decisiones, a las cuales yo le manifesté mi posición. Ante todo, respeto, y mi amistad con Guillermo Zuloaga está aparte. Por otro lado, los compradores del canal Globovisión sabían que estaban comprando algo que no está claro para ellos comprar, como lo es el hecho de que hay un porcentaje de las acciones que dice ser propietario Fogade, cosa que sabe este organismo perfectamente que no lo es, que eso está en tela de juicio, y que ese 20% en cuestión sigue siendo propiedad de Nelson Mezerhane a través de las compañías que ellos intervinieron de forma ilegal y que liquidaron de manera ilegal.

¿Entonces, qué hay con eso?

Que yo voy a seguir ejerciendo mi derecho precedente y voy a notificar a los compradores que a uno de los accionistas no le fueron ofrecidas las acciones de manera oportuna, en las condiciones tal cual rezan los estatutos y como está determinado en toda la nomenclatura y el documento legal de constitución de la compañía.

Pero, explíqueme algo, el 20% que tenía una compañía de usted, que fue tomado por Fogade una vez que se hace la intervención de Banco Federal, entonces, mi pregunta es ¿usted tiene algún juicio en el exterior que esté prosperando contra Fogade en este caso en particular?

El 20% que tiene aún. Y sí, hay un juicio contra todos los actos ilegales que cometió Fogade, la Sudeban y el gobierno nacional. Además, contra un grupo de personas que están involucradas de manera directa con el caso. Aquí hay un juicio que está en proceso. Próximamente habrá la audiencia respectiva y se aclararán muchísimas cosas de esto que estamos hablando.

¿Una acción judicial extranjera es vinculante a Venezuela?

Absolutamente. Hay un largo tema jurídico, que si lo digo en la entrevista me tomará mucho tiempo. Pero hay basamentos jurídicos suficientes para que eso se ventile en esta jurisdicción. Esto no es un tiro loco que se está haciendo. Esto es una cosa bien pensada desde el punto de vista legal y con todos los puntos que persisten.

En el caso de Alberto Ravell, -usted lo conoce mejor-, se ha rumoreado que Zuloaga tenía un poder sobre las acciones de Ravell y podía disponer de las mismas. ¿Es lo mismo en el caso suyo? ¿Habría algún poder especial sobre sus acciones que el socio mayoritario pudiese ponerlas en venta?

No, absolutamente. Yo no tengo ningún poder. El Sindicato Ávila, que es el que está intervenido por Fogade, no ha dado ningún poder a nadie ni yo he dado ningún poder a nadie.

 ¿Usted conoce a la nueva directiva de Globovisión?

Conozco a Leopoldo Castillo. En el caso de los otros mencionados, conozco al señor Jesús Perdomo, perdón, Juan Domingo Cordero es de quien estoy hablando. Al señor Perdomo no lo conozco, no recuerdo. A Gorrín, no recuerdo tampoco. Probablemente lo haya conocido de alguna fiesta, alguna reunión, pero no me viene a la mente.

En los últimos días se ha venido desvaneciendo Juan Domingo Cordero…

Yo estoy haciendo mi trabajo legal al respecto y notificaremos a los verdaderos compradores en su momento, pues al principio se dijo que era la compañía de seguro, después que era personal, después salieron otros nombres. No conozco esos detalles porque no he hablado con Guillermo, en eso no puedo ayudar en nada.

¿Cuál cree que va a ser el futuro de la línea editorial de Globovisión?

Cuál creo y cuál quisiera. Yo quisiera que siguiera su misma línea editorial, que respetaran a todos los periodistas como se lo merecen. Yo creo que han sido personas que se han resteado por Venezuela. No son personas que se han resteado por un canal o por un sueldo. Yo creo que más allá de eso se han resteado por una Venezuela libre y democrática, con principio, con ética, y no por esta vagabundería que estamos viviendo. Realmente, yo espero que no vayan a venir medidas que deterioren la casa donde han trabajado y donde han hecho un trabajo estupendo por muchos años, y espero que no los vayan a maltratar. Ellos tienen en este momento el valor para plantarse. Vamos a ver qué sucederá de aquí en adelante.

Doctor, en la última entrevista que usted me confirió me dijo que el Presidente Chávez lo llamó, lo amenazó y dijo que si tomaba cartas en el asunto de Globovisión iba a tomar medidas, y días después vimos la expropiación del Banco Federal y sus empresas, pero nunca el canal. ¿Por qué el Presidente Chávez no pudo hacerse con Globovisión y ahora después de su muerte esta operación se está concretando de manera sencilla?

Bueno, figúrate, eso no me lo puedes preguntar a mí. Como tú lo estás diciendo fue exactamente así. Hugo Chávez me llamó y me dijo, “arrégleme eso o aténgase a las consecuencias”. Yo le respondí al entonces Presidente que no le iba a poner un teipe en la boca a nadie en Globovisión y “lo único que le ofrezco es que mostraremos todo lo bueno que haga el gobierno y que nos uniremos en lo posible para que saquen todo lo bueno”. La respuesta fue, nuevamente, “arrégleme eso o aténgase a las consecuencias”. Y bueno, como verá, me atuve a las consecuencias. Esta conversación que sostuve con Chávez da para que muchos hablen mal de mí, así como para que reconozcan lo que hice. De ahí en adelante no te puedo comentar por qué lo hacen o no. Te recuerdo que no comulgué con esta toma de decisión y simplemente no puedo opinar de lo que no conozco.

¿Se da en Globovisión eso que dice “dale a la cabeza y se esparcen las ovejas”? Lo digo porque desde que empezó este problema interno de ustedes los directivos de Globovisión (Zuloaga , Ravell, Mezherane) empezó la crisis.

Primeramente, en Globovisión no hubo ninguna crisis interna, para aclarar este punto. Hubo una desavenencia en alguna forma de lo que estaba sucediendo para el momento que Ravell manifestó lo que manifestó, que es de conocimiento público. Pero aparte de eso, en todo lo demás, el canal siguió funcionando perfectamente bien. Desde el año 2010 para acá el canal ha estado exactamente igual, porque Ravell fue un excelente director y él trabajó continuo. María Fernanda Flores también lo siguió haciendo exactamente bien. Toda la programación tú la conoces, yo no he visto dónde se vio alguna crisis. En todo caso, el público era el único que podía juzgar y no lo hizo. Entonces, yo te digo que en absoluto hubo una crisis.

¿Cómo ve el futuro político de Venezuela y cómo ve el futuro de Nelson Mezerhane? ¿Se ve en los próximos años regresando a Venezuela?

Primero, el futuro político yo creo que ya es vox populi, que se ha usurpado el poder, que la legitimidad de este gobierno está más que cuestionada, lo cual abre las puertas a la llegada de un país democrático que vendrá muy pronto. Lo que está sucediendo en Venezuela es un atropello día tras otro. La Constitución ya es algo que se ha convertido en una basura, con todo respeto que merece la Carta Magna del país. La pisotean todos los días y en nombre de la Constitución dicen que están haciendo patria. Yo creo que ha habido una traición horrorosa a la patria, yo creo que han traicionado con la invasión cubana en Venezuela, no me refiero a los cubanos de buena fe, sino a los de mala fe, como lo son los castrocomunistas, y eso es un delito tan grave como el del usurpar el poder.

¿Y el de usted?

En el futuro de Nelson Mezerhane te diré que estamos trabajando exactamente igual como si estuviese en Venezuela. Voy a regresar, si Dios quiere, a mi país. Voy a ayudar a todo el que pueda y ayudaré otra vez todo lo que tenga que hacer en Venezuela, y será entonces el país de mis hijos, de mis nietos.

No pretendo quedarme fuera toda la vida.

(Fuente: 6toPoder.com)

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*