PATRIA SEGURA: Hermano del “Mocho Edwin” ordena CUADRUPLE HOMICIDIO desde la carcel

@DolarToday / Jul 15, 2014 @ 3:00 pm

PATRIA SEGURA: Hermano del “Mocho Edwin” ordena CUADRUPLE HOMICIDIO desde la carcel

Una venganza, presuntamente planificada por Harold Soto, hermano del “Mocho” Édwin; el “Churry” y el “Frederick”, enlutó a cuatro familias de Isla de Toas. A Soto y a cuatro miembros de la banda del “Churry” les ratificaron la privativa de libertad por el secuestro de Gaudys Teresita Cruz Molero (39); por eso trasladaron a sus asesinos hasta la isla para que la eliminaran a ella y a su esposo, Albenys Allende Nava Cruz.

Seis hombres llegaron en tres motos a las 8.00 de la noche a la casa de Cruz, en el sector El Semeruco, abrieron los portones e ingresaron hasta el patio, donde la mujer, su familia y un grupo de amigos compartían cervezas y conversaciones, luego de ver el partido final del Mundial de fútbol. Dispararon con pistolas calibre nueve milímetros y escopetas. El primero en caer fue Nava, quien recibió al menos 37 balazos. Rodulfo de la Trinidad Nava Chacín (50), panadero de la localidad; Kendry José Parra Rodríguez (27) y Onorio de Jesús Valbuena Díaz (47) también se desangraron en el piso de cemento. Estos recibieron unos 10 balazos cada uno.

Los proyectiles alcanzaron a Gaudys por la espalda cuando corría a esconderse. Junto a ella cayeron dos amigos. A ella la trasladaron a una clínica en Maracaibo y los otros al Hospital Adolfo Pons, donde les brindaron los primeros auxilios y los remitieron al Hospital Universitario de Maracaibo. Sus familias se negaron a declarar a los medios. Trascendió que están graves, pero estables.

La Verdad recorrió ayer Isla de Toas. Las callejuelas estaban vacías. La pesadumbre y el luto se sentían por doquier. Los residentes se enclaustraron en cuatro viviendas para llorar a sus muertos. En la sala de cada una había un ataúd marrón. Los mismos que una comisión especial del Eje de Homicidios de la Policía científica sacó, casi a la fuerza, y trasladó a la morgue de Maracaibo para que les practicaran la necropsia a las víctimas.

Crimen organizado

 

Los sicarios llegaron en la tarde en lancha a la localidad. Al parecer vieron el juego de fútbol en una taguara y luego abordaron tres motocicletas, que presuntamente ya les tenían preparadas. Los delincuentes, con sus caras descubiertas, esperaron la soledad de las calles de concreto y la oscuridad de la noche para atacar.

Un vecino, quien no se identificó por seguridad, aseguró que los homicidas no viven en la isla. Al parecer viajaron desde la Costa Oriental del Lago para ejecutar la masacre. El “Churry” y el “Frederick” son los asesinos más temidos por los residentes y buscados por la Policía en el municipio Miranda. Estos, al parecer, conforman una banda de “piratas del Lago” liderada por Harold Soto, quien está recluido en el Búnker del retén El Marite desde marzo pasado. A él lo aprehendió el Grupo Antiextorsión y Secuestro de la Guardia Nacional Bolivariana (Gaes) por secuestrar a Gaudys Cruz el 14 de ese mes en el terminal lacustre de Isla de Toas. Albenys Nava describió a los plagiarios de su mujer, pues a él lo encañonaron para llevársela.

Aunque la Policía científica no ha dado una versión oficial del cuádruple homicidio, todas las evidencias apuntan a que Soto ordenó desde el retén el crimen de la pareja unas horas después de que ratificaran su estadía en el retén.

La mafia

Se conoció que la familia recibía amenazas para que no acusara en el tribunal a Harol Soto, Álex Camargo (37), Brayan González (20), Diego León (23) y Erwin Villalobos (22). Los Nava Cruz siguieron hasta lo último y eso les costó la vida. No querían más extorsión ni secuestros. Se cree que alguien de la isla los vendió.

Al resto los atacaron porque se organizaban con los pescadores para no venderle más pescado ni pagarle más extorsión a los secuaces de la banda del “Churry”.

110 días esperaron los delincuentes para darle otra estocada a la familia de Gaudys

La Verdad

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*