¡PETRO-CUENTO! Luis Vicente León: Espejismo que utiliza Maduro para no aceptar que destruyó el bolívar

DolarToday / Nov 25, 2019 @ 6:00 am

¡PETRO-CUENTO! Luis Vicente León: Espejismo que utiliza Maduro para no aceptar que destruyó el bolívar

El economista y presidente de Datanalisis, Luis Vicente León, afirmó que en estos momentos, de los 27 millones de ciudadanos que se encuentran en el país, 15% tiene cuentas en el exterior. El petro solo sirve como disimulo

“La economía se rebeló y dejó de lado los ingresos por el petróleo y comenzó a generar divisas de las remesas que envían los venezolanos del exterior, que hoy alcanza casi 3.000 millones de dólares”.

Así lo dijo el economista y presidente de Datánalisis, Luis Vicente León, en su intervención en el evento Venezuela el gran reto empresarial realizado el jueves 21 de noviembre.

El economista precisó que al país ingresan 3.867 millones de dólares (17,6%) por exportaciones no petroleras, como la extracción del oro; 3.000 millones por remesas y repatriaciones (13,7%); 3,8 mil millones por narcotráfico y contrabando -operaciones negras- (17,3%); y, por último, 11,3 mil millones de dólares por actividad petrolera (51,4%). En total, entran 21.967 millones de dólares por estas fuentes primarias, de acuerdo con cálculos de Datanalisis, OPEP y el BCV.

Recordó que hace 15 años, el sector privado venezolano poseía cuentas en el exterior con ahorros que equivalían al total de la deuda externa del país.

“Los venezolanos no vivimos de lo que generamos hoy, sino de lo que generamos en el pasado”, dijo acerca de las divisas que ingresan al territorio nacional a través de las repatriaciones. Además, añadió que todos los días hay un gran flujo de dólares que entran por Zelle, transferencias y efectivo.
Añadió que, en estos momentos, de los 27 millones de ciudadanos que se encuentran en el país, 15% tienen cuentas en el exterior, lo que representa 4 millones de venezolanos.

Economía dividida
León afirmó que el régimen abrió de facto la economía, una decisión que tenía que adoptar hace cinco años. Sin embargo, en la actualidad no le funcionó porque está sancionado y perdió la confianza para atraer inversores al país. Razón por la que ahora depende de las divisas que entren a través de la ciudadanía.

¿Cuáles son los pasos para dolarizar un país?
El experto aseguró que Venezuela se convirtió en una nación primitiva que subiste. En ese sentido, el país se encuentra dividido en dos: las personas que tienen divisas y las que no.

Detalló que aquellas que no cuentan con divisas reciben los beneficios del CLAP y los bonos del Estado. Esa es la forma cómo el régimen de Maduro trata de controlar a la población base en un país donde la economía se le escapó de las manos.

El petro es solo un símbolo
Luis Vicente León habló con El Nacional sobre los últimos mecanismos adoptados por el régimen de Maduro para incentivar el petro en la economía nacional. Uno de ellos fue la concesión de una licencia de 30 millones de barriles de crudo para respaldarlo.

—¿Qué significa que Maduro otorgara esos 30 millones de barriles de petróleo para sustentar el petro y qué tan viable es?

—El petro no es realmente una moneada o una criptomoneda. Por el contrario, es prácticamente un mecanismo simbólico y contable para tratar de anclar los valores de la economía que perdieron su referente. El bolívar perdió todas sus funciones: de intercambio, de reserva de valor y, sobre todo, la de medida de cuenta accountability. La moneda nacional no sirve para llevar cuentas porque si lo usan el régimen perdería incluso su capacidad de cobrar impuestos. Lo que está buscando es anclarse con un mecanismo internacional como el dólar, porque al final ¿qué es un petro? Es un valor referencial del dólar o el precio del petróleo, que de todas manera está basado fundamentalmente en dólares. Por tanto, es una manera que consiguieron para no reconocer que tiene que buscar el valor de moneda extranjera para reconstruir un sistema relativamente estable de valor de puente en Venezuela. Ahora, que el mercado se va a inundar de petros, que se podrá conocer el petro físicamente, que va a sustituir a la moneda venezolana, no lo creo. Es más de nuevo un referente simbólico que una moneda real.

—Maduro insiste en utilizar todos los mecanismos para darle validez a ese petro, pero al mismo tiempo dice que una dolarización en el país no está mal. Entonces, ¿qué es lo que quiere dar a entender?

—Al final es lo mismo, el petro es un referente del dólar, del precio del petróleo en dólares. Es decir, lo que está haciendo es anclando su economía a una moneda extranjera porque perdió la propia. También quiere decir que si tú no tienes bolívares porque no existen suficiente, no tienen valor y nadie los quiere, vas a tener que buscar otra cosa donde anclarte y esa búsqueda lo lleva al petro porque no quiere reconocer la dolarización. Ahora, cuando él habla de que la dolarización no es mala, en realidad no está hablando de la dolarización formal de la economía que consiste en cambiar tu moneda por el dólar, y que nos llevaría a contratos en dólares, salarios en dólares, impuestos en dólares, no. Él habla del uso masivo de divisas como sustituto de bolívares que no existen, él te dice: bueno, eso es mejor a que no haya capacidad de moverse. Es decir, para ellos simplemente están reconociendo lo que ocurre y que no pueden de ninguna manera controlarlo. Entonces se montan encima de una ola y está de alguna manera mostrando ese dicho: si no puedes con el enemigo, únetele.

—¿Al anclarse al petro está reconociendo el valor de la moneda?

—Por supuesto. El proceso de petrificación, porque es eso, es una economía primitiva que le permite tener los valores de los servicios, de los impuestos, de los ingresos de las compañías que valorados en bolívares pierden su valor cada día. El petro está vinculado al valor del petróleo y el petróleo al dólar. Es un reconocimiento básico de que perdiste tu moneda y que tienes que buscar mecanismos externos para tratar de garantizarla.

—Él ancla al petro los pagos, por ejemplo, del pasaporte, de los trámites legales. ¿Eso en cierto modo no será como una dolarización semiformal?

—Maduro puede dolarizar con algunas divisas que se manejan en remesas, repatriaciones, en la venta de oro, en la operación de fronteras, en el contrabando, incluso en el narcotráfico. Todo eso alimenta lo que la gente tiene en el bolsillo y lo que le está diciendo es: «arregla como puedas porque yo bolívares no tengo». No puede poner esos trámites en bolívares porque tendría que cambiar su precio todos los días, porque para comprar un pasaporte debe desembolsar dólares o euros a quien se lo está produciendo en el mercado internacional. Tiene que cobrar eso porque no tiene dólares ya, con sus ingresos del petróleo básicamente podía pagarlo, pero ahora no hay. Entonces, lo que el está diciendo a la población es: ¿Usted quiere un pasaporte? Páguelo en dólares porque yo no tengo, pero como yo no te puedo decir que lo pagues en dólares porque me da pena, entonces págalo en petros que al final de cuenta no es más que pagarlo en dólares.

—¿Qué pasará con el bolívar el año que viene, desapareceá totalmente?

—Yo no creo que vaya a desaparecer el bolívar. Yo no estoy creyendo que él va a sustituir toda la economía ni por dólar ni por petro; el bolívar lo va a tratar de mantener, pero él está intentando buscar un mecanismo para enfrentar con sus bolívares una hiperinflación y si él la tuviera que enfrentar a manera convencional, tendría que estar quitando ceros a cada rato porque simplemente si él reconvierte la moneda, pierde ese trabajo en más o menos tres meses. Entonces, ¿qué hace? ¿Volver otra vez a reconvertir y sacar billetes nuevos que le cuesta una fortuna? No, simplemente lo ancla al petro y lo hace con operaciones con una moneda que él no tiene que emitir, que no tiene costos, que no tiene misión y que es simplemente un tema virtual, que puede manipular en términos de valor, que puede decir mañana que el petro no vale 60, sino 80, 100 o 1.000. Es decir, él lo puede cambiar con el bolívar; por el contrario, tiene que emitir, tiene que hacer reconversión, tiene que gastar un poco de plata, tiene que movilizar sus valores. Entonces, lo que trata es de liberarse del dolor de cabeza que significa tener un bolívar que pierde valor todos los días. ¿Se está ahorrando todo el trabajo? Así es, está tratando de anclarse a un símbolo que en definitiva termina siendo un símbolo de moneda extranjera.

Foto: El Nacional / Gabriela Saavedra @esgabysaavedra

Fuente: El Nacional

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*