Rosalia Moros de Borregales: ¿Dónde están los hombres dignos de la patria?

@DolarToday / Mar 8, 2013 @ 8:57 am

Rosalia Moros de Borregales: ¿Dónde están los hombres dignos de la patria?

Es indudable que el momento que estamos viviendo todos los venezolanos es el más vergonzoso y absurdo de toda nuestra historia. Es inconcebible oír hablar de independencia cuando pareciera que los designios de nuestra nación están siendo dictados por el más infame, miserable y arcaico sistema de gobierno de América Latina. Pero esa fue la voluntad del ausente presidente, rendirse sin limitaciones ante el barbudo dictador de la isla; como el hombre infiel que se entrega sin medida ante la voluntad de la amante pérfida, que destruye todo el trabajo de amor de una vida entera, que no le duele el sufrimiento de los hijos y mucho menos el de la mujer.

Por menos de todo esto otros pueblos se hubieran levantado furiosos reclamando sus derechos, exigiendo dignidad en el trato, rompiendo las cadenas, aunque eso les hubiera costado sus propias vidas. Pero en nuestra amada Venezuela el valor de la vida se ha reducido al capricho de mentes enfermas por el veneno del odio que como río ha corrido desde la más alta magistratura del país. Por eso, estamos seguros que otras tantas vidas no habrían hecho, ni harían en este momento la diferencia y, en lugar de convertirnos en ausentes eternos, hemos decidido tomar el camino de la democracia. Año tras año, con el comportamiento más cívico que haya sido visto en cualquier país del mundo hemos caminado a las urnas a depositar nuestro voto. Una y otra vez hemos creído en los líderes que se han levantado para defender a la patria; sin embargo, vez tras vez hemos sido burlados.

Mientras el pueblo venezolano ha enarbolado la bandera de la paz, tratando de llevar la mejor vida posible en medio de este torbellino; el gobierno de nuestro país ha levantado la bandera de la mentira, de la violencia y del fraude. ¡Qué poco nos han estimado! ¡Para ellos el pueblo ha sido solo votos! ¡Solo marionetas manejadas a su antojo para exhibir un grotesco show ante el mundo! Como vendedores de loterías que juegan con la esperanza del pobre se han aprovechado de las carencias que ellos mismos han creado, para mantener a los más débiles mendigando sus miserias.

Hemos tenido que soportar la vergüenza de los hijos que tienen el padre que es luz para la calle y oscuridad para la casa. Nos han usurpado en todo lo que han querido, como si Venezuela se tratara de un montón de incapaces. Nos han subestimado hasta en labores por las que hemos sido reconocidos en el mundo, como lo sucedido con los médicos. Se fue a la isla a buscar la sanidad, menospreciando el tesoro que brilla en su propia tierra. Seguramente le hubieran tratado con una medicina de primer mundo y con una calidad humana extraordinaria e incuestionable; pero como el que la debe la teme, se alejó de sus hermanos para lanzarse en los brazos de los buitres.

Los hombres que deberían servir a la patria han servido sus propios intereses. La abundancia generada por el petróleo ha comprado voluntades por doquier; aun la de muchos de aquellos que juraron defender a la nación, cuyas vidas se han apoltronado sobre almohadas rellenas de dinero verde, mientras los venezolanos aceptamos sumisamente la quinta devaluación revolucionaria. ¿Dónde están los hombres dignos de la patria? ¿Habrá que buscarlos debajo de las piedras? ¿Dónde están los que defienden nuestra soberanía? ¿Dónde los que valoran la vida? ¿Dónde los que levanten sus cabezas con gallardía para defendernos de la vil mentira? Mientras los supuestos servidores del país defienden sus espacios de poder, los estudiantes ofrecen sus vidas sin mezquindad.

¿Dónde están los hombres dignos de la patria?

“En cuanto alguien comprende que obedecer leyes injustas es contrario a su dignidad de hombre, ninguna tiranía puede dominarle”. Mahatma Gandhi

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*