SUPERAR LA “ELECTORALITIS”: Los grandes desafíos de la oposición venezolana…

DolarToday / Jul 21, 2018 @ 8:00 pm

SUPERAR LA “ELECTORALITIS”: Los grandes desafíos de la oposición venezolana…

En los últimos dos meses, el recrudecimiento de la crisis social y económica del país se ha visto reflejado en múltiples manifestaciones de calle que a diario se registran en gran parte del territorio nacional. Según cifras del Observatorio Venezolano de Conflictividad Social (OVCS), durante el primer trimestre del año ocurrieron más de 5 mil protestas en Venezuela, la mayoría vinculadas a fallas de servicios públicos, deterioro del sector salud y reivindicaciones laborales.

Por Lewin Granados / Caraota Digital

Pero esta profundización de la coyuntura nacional, además de generar la respuesta silente del gobierno de Nicolás Maduro, también estado enmarcada por un desconcierto en las filas opositoras, esencialmente en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD). Los desacuerdos entre sus miembros han resquebrajado la unión que en 2015 logró el hito político de derrotar al oficialismo en los comicios parlamentarios de diciembre de ese año.

Recientemente, Acción Democrática (AD), el partido del expresidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, informó que abandonaba la MUD, alegando problemas “administrativos” en la toma de decisiones. Antes había sido el otrora gobernador de Lara, Henry Falcón y su Avanzada Progresista (AP), quienes dieron un paso al costado a favor de una postulación presidencial de un proceso que fue desconocido por la Unidad y buena parte de la comunidad internacional.

Tras una larga ausencia de la palestra pública, el excandidato presidencial, Henrique Capriles, afirmó que la “pelea por el protagonismo” ha sido uno de los principales causas de la crisis opositora.

“Hay que cambiar esa política del caudillo, del mesías, de que la vida de un país dependa de una persona (…) El país no puede depender de una persona. Y lo mismo debe pasar en la oposición”, declaró el exgobernador de Miranda en unas declaraciones a BBC Mundo.

Para Daniel Varnagy, doctor en Ciencias Políticas y profesor de la Universidad Simón Bolívar (USB), el problema de la dirigencia política adversa al chavismo es que ha pretendido, desde el año 2000, construir “una ´unidad´ alrededor del concepto electoral”, pero nunca bajo un objetivo “institucional”.

Actualmente, “estamos pagando las consecuencias de dirigentes que no tienen ningún tipo de noción de estrategia”, añadió en declaraciones a Caraota Digital.

Reconoció que, aunque estas alianzas rindieron sus frutos, primero con la consulta refrendaria del año 2007 para frenar la propuesta del expresidente Hugo Chávez de reformar la Constitución y luego en las parlamentarias del 2015, nunca se dio un “aprendizaje”, incluso “ningún tipo de dedicación al tema estratégico”.

El analista político y director de ORC Consultores, Oswaldo Ramírez, coincidió con Varnagy en que el liderazgo opositor en el último tiempo ha adolecido de una sociedad “en torno a un proyecto”.

Mientras tanto, hoy en día “la mayoría de los ciudadanos no están conectando con los asuntos políticos nacionales (…) sino que conecta con la problemática de los servicios públicos o ligadas a la calidad de vida y temas laborales”, dijo el experto a Caraota Digital.

A su juicio, las falencias de la dirigencia política parten por no saber determinar “cuál es su rol y hacia dónde deben enfocar su conducción política”.

Esas incongruencias, según Ramírez, se viene gestando desde el 2014 “entre la tesis maximalista y la tesis incrementalista de la oposición, esta última en la que se encontraba Acción Democrática, Un Nuevo Tiempo, Avanzada Progresista y que apostaba a ganar poder poco a poco con las elecciones; la otra vinculada a parte de Primero Justicia, Voluntad Popular, Vente Venezuela, entre otras organizaciones, que trataban de advertir que ´el país no espera´ y que había que ir a un proceso de presión necesaria para poder cambiar y revertir la crisis que se está viviendo”.

Sin embargo, Varnagy enfatizó que, más allá de estas diferentes posturas, el punto neurálgico es que la falta estrategia ha conspirado contra las aspiraciones de transición política.

De acuerdo con él, la oposición debe superar “una enfermedad sociológica que es la electoralitis (sic)” si busca realmente dirigir un proceso para resolver la crisis del país.

“Todo lo que venga por la vía electoral está destinado a fracasar, pues el venezolano le perdió confianza”, destacó.

Ramírez, por su parte, considera que el primer paso debe ir por que las fuerzas opositoras reconformar una coalición unitaria que persiga: “Primero la reconducción de la protesta social hacia objetivos políticos claros y entender como escenario base las posibilidades de no tener cambios electorales”.

El primer movimiento en el tablero lo realizó Henri Falcón, quien este jueves anunció sobre una reunión que mantuvo con Capriles, Ramos Allup y Manuel Rosales, en un intento por aglutinar un frente de cara a las elecciones de concejales del próximo 9 de abril.

Pero, “al final estas estrategias no pueden ser públicas. Son actuaciones que terminan solo haciéndose, pero no se revelan las cartas en el primer juego que tienes: eso es uno de los grandes dilemas que existen porque la gente pide conocer la estrategia, pero no se puede revelar todo”, puntualizó Ramírez.

Recibe nuestro Germinador de Noticias en tu celular a través de Telegram ¡Únete a nuestro canal aquí! Además, no pierdas detalle del acontecer noticioso siguiéndonos en Twitter, Instagram y Facebook.

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*