“Me torturaron desde que me detuvieron”, dice argentino que vivió represión psuvista

Dolar Today / Sep 24, 2017 @ 7:00 pm

“Me torturaron desde que me detuvieron”, dice argentino que vivió represión psuvista

Ángel Eduardo Meso Parra es el único argentino que ha vivido en carne propia la crueldad del régimen militar de Nicolás Maduro. El hombre estuvo detenido ilegalmente en una prisión de máxima seguridad de Venezuela durante un mes. La Guardia Nacional (GN) lo capturó sin una orden judicial mientras caminaba en su barrio de Valencia, estado de Carabobo. Un video mostró el momento en que al menos ocho oficiales llegan en una tanqueta, lo golpean y se lo llevan.

Ángel nació en Comodoro Rivadavia hace 32 años. De padres venezolanos, estuvo algunos años de su infancia en Neuquén y Mendoza antes de volver al país de su familia para trabajar como chef. El 6 de agosto su vida cambió para siempre: “Me torturaron desde el momento que me detuvieron”. Tras cuatro días desaparecido, sus familiares y amigos empezaron una campaña en las redes sociales para denunciar que el gobierno de Nicolás Maduro lo había capturado y pidieron ayuda al gobierno argentino, publicó Telenoticias. 

Meso Parra fue trasladado a la prisión militar de Ramo Verde, cerca de Caracas, la misma en la que estuvo tres años preso el opositor Leopoldo López. Un tribunal lo acusó de “instigación a la rebelión” y lo metió en un calabozo. Los oficiales le preguntaban con quién trabajaba y quién le había pagado. Allí tuvo que comer solo cuando su familia podía visitarlo y dormir en el piso.

Por las torturas Ángel perdió la utilidad del dedo índice de su mano izquierda. Deberá someterse a una cirugía para ver si tiene posibilidad de volver a moverlo y trabajar en la cocina, su gran pasión. Vive con su mamá y sus dos mascotas y es el único sostén de la familia. “La crisis no tiene retorno. El dinero no alcanza para vivir dignamente y ya no hay productos básicos”, aseguró.

Venezuela atraviesa una crisis política, social y económica sin precedentes. La dictadura de Maduro reprime las manifestaciones con violencia, lo cual ha ocasionado cientos de muertos. El chef admite que participó de manifestaciones en contra del régimen pero que el día de la detención no estaba protestando. A pesar de vivir los peores días de su vida, Ángel se siente fortalecido. “Siempre tuve mi fe puesta en Dios. Además, conocí personas admirables en prisión. Pueden ser culpables o no pero tienen una hermosa visión del futuro de Venezuela“, acotó.

El Cooperante.

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*