¡TRAGEDIA CHINA! Abrir una cuenta corriente en la banca venezolana es una tarea titánica

@DolarToday / Jul 12, 2019 @ 3:00 pm

¡TRAGEDIA CHINA! Abrir una cuenta corriente en la banca venezolana es una tarea titánica

Usuarios afirman que pese a intentarlo en varias oportunidades, ha sido tan difícil tramitar una cuenta en bancos tanto públicos como privados que decidieron desistir

TalCual

“Yo desistí”, dijo Argenis Malavé, un usuario que aspiraba abrir una cuenta corriente en una agencia de un de los bancos privados más grandes del país. Estaba recostado contra una pared de una sucursal del Banco de Venezuela en El Cafetal, Caracas, donde tiene una cuenta que no utiliza. Desistió por “tantos problemas que me pusieron”.

La primera vez que intentó abrir una cuenta en el banco privado fue en noviembre de 2018. Llevó a la agencia todos los recaudos indicados en la página web de la institución financiera, pero le respondieron que no estaban asignando nuevas cuentas.

Intentó nuevamente abrir la cuenta en febrero. “Desistí porque me estaban pidiendo una cantidad de papeles que al final me dio fastidio hacerlo. Unos de los recaudos que me estaban pidiendo era un balance sellado por un contador público porque yo trabajo por mi cuenta”, refirió Malavé, quien es corredor de seguros, administra un estacionamiento que alquila y es el nuevo propietario de un puesto de comida rápida en un calle caraqueña.

“No soy empleado de nadie y evidentemente no puedo dar una constancia de trabajo. Quería sacar una cuenta corriente en ese banco porque ahorita todo el mundo lo utiliza para comprar y vender dólares”, añadió el usuario

Tal como relató Malavé, además de los típicos recaudos como las fotocopias de la cédula de identidad y del RIF, una referencia personal y dos bancarias o de crédito, el banco exige a los trabajadores independientes una certificación de ingresos que “debe tener una vigencia máxima de tres meses, suscrito por un contador público colegiado”.

Los requisitos de la banca tanto pública como privada son prácticamente los mismos, por lo que la agonía de los usuarios también.

En la agencia de un banco del Estado ubicada en Santa Mónica atestada de usuarios, una mujer le preguntó a uno de los pocos trabajadores que se encontraban cuáles eran los recaudos para abrir una cuenta corriente. El empleado subrayó que era importante que solicitara una cita en la página web.

“Mi esposo es taxista y necesita abrir una cuenta corriente, pero ha sido un rollo”, dijo.

1

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*