Científicos hacen un «importante descubrimiento» sobre el secreto de la juventud eterna

0
630

Científicos de destacadas universidades han identificado una de las principales causas del envejecimiento, lo que podría llevar al desarrollo de una terapia para ralentizar el proceso y disminuir el riesgo de cáncer de sangre.

Con información de Independent en Español

El hallazgo reveló que las células del organismo producen de manera natural altos niveles de sustancias químicas tóxicas, como el formaldehído, conocido como agente embalsamador, que también acelera el proceso de envejecimiento.

Investigadores de la Universidad de Cornell, la Universidad de Oxford, la Universidad de Cambridge y Cancer Research UK están trabajando para comprender por qué el cuerpo produce exceso de formaldehído.

La expectativa es que se desarrollen fármacos que reduzcan los niveles de formaldehído en el organismo y reviertan el proceso de envejecimiento.

El profesor Meng Wang, experto en hematología que lideró el estudio en Cambridge antes de trasladarse a Cornell, afirmó a The Daily Telegraph: «Creemos haber descubierto una de las posibles causas del envejecimiento natural. Esto podría conducir a una terapia para ralentizar el declive natural relacionado con la edad».

Recientemente, los científicos también identificaron una enfermedad causada por una mutación genética que impide la eliminación del formaldehído del organismo. Esta condición afecta a menos de una de cada millón de personas y puede aumentar la probabilidad de cánceres de sangre.

El formaldehído provoca daños en el ADN de las células madre sanguíneas, acelerando su envejecimiento y aumentando el riesgo de cánceres de sangre, según Cancer Research UK.

La investigación, publicada en la revista Cell Metabolism, ha identificado un vínculo común entre el daño del ADN en el cáncer de sangre y el envejecimiento.

El profesor Wang agregó: «Existe un debate sobre el envejecimiento. Una parte argumenta que es el resultado de un daño lento, gradual y acumulado, como el óxido que se acumula en una bicicleta con el paso del tiempo, afectando su funcionamiento. El otro bando sugiere que el envejecimiento es una respuesta programada desencadenada por diversos factores de estrés que convierte una célula joven en una más vieja. Lo que hemos descubierto es que, al menos en las células madre sanguíneas, se trata de una respuesta desencadenada que depende de una proteína llamada p53».

Aunque el equipo solo buscó signos de envejecimiento en la sangre, se sospecha que este proceso también ocurre en los órganos. Además, se están investigando posibles influencias en la producción de formaldehído, como la alimentación y otros factores del estilo de vida.