Condenaron a tres aficionados del Valencia CF por insultos racistas contra Vinícius Júnior

0
217

En el Estadio Mestalla, tres seguidores del Valencia CF han sido sentenciados a ocho meses de cárcel y dos años de prohibición de acceso a recintos futbolísticos en España por proferir insultos racistas hacia Vinícius Jr., jugador del Real Madrid. Además, tienen que cubrir los gastos judiciales.

El convenio fue ratificado por todas las partes involucradas el 10 de junio, tras una resolución expedita que incluyó la admisión de los hechos por parte de los acusados y su condena por un delito contra la integridad moral agravado por odio.

“Dado el reconocimiento de los hechos por los implicados, procedemos a aceptar la resolución”, indicó Susana Gisbert, fiscal especializada en Delitos de Odio de Valencia.

La inclusión de una carta de disculpas y la admisión pública de los hechos, solicitada por Vinícius Jr. y el Real Madrid, permitió una reducción de un tercio de la pena. Originalmente, la condena propuesta era de 12 meses de prisión y tres años de exclusión de los estadios de la Liga o la Federación Española.

Los defensores de los condenados han solicitado la suspensión de la pena carcelaria, medida contemplada en el acuerdo pactado entre la Fiscalía, LaLiga, la Federación Española, el Real Madrid y Vinícius Jr., pendiente de confirmación por parte de la jueza.

Contexto del incidente

El 21 de mayo de 2023, durante un encuentro entre el Valencia CF y el Real Madrid, Vinicius Jr. denunció ser víctima de insultos racistas por parte de algunos aficionados en la Grada de Animación. El juego fue interrumpido brevemente, y el atacante señaló a uno de los agresores, lo que, junto con la intervención de LaLiga y el uso de cámaras de seguridad del Valencia, condujo a la identificación de otros dos involucrados.

Testigos y grabaciones difundidas por medios deportivos confirmaron que se escucharon expresiones discriminatorias e insultos hacia jugadores y aficionados del Madrid, incluyendo frases como «Vinícius, muérete».

A raíz de este episodio, el Comité de Competición de la Real Federación Española de Fútbol impuso una sanción al Valencia el 23 de mayo de 2024, cerrando la Grada Kempes por cinco partidos.

El 19 de junio de 2023, dos de los arrestados admitieron haber hecho gestos al jugador en respuesta a supuestas provocaciones, pero negaron haber proferido insultos, según revelaron las imágenes de seguridad del partido.

Con información de El Diario

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí