Estados Unidos considera aprobar una ley para incautar bienes a los narcos mexicanos involucrados en el tráfico de fentanilo

0
320

La norma, que cuenta con apoyo bipartidista y ya ha sido aprobada de forma unánime por un comité del Congreso, establece que el tráfico de fentanilo representa una amenaza a la seguridad nacional, la política exterior y la economía de Estados Unidos.

El avance del fentanilo en Estados Unidos ha generado una crisis de salud pública, y la reciente muerte por sobredosis de esta droga del nieto de Robert De Niro ha intensificado la preocupación en la opinión pública.

Los políticos de todos los partidos están abordando este tema y se están impulsando diferentes legislaciones a nivel estatal y federal para fortalecer la lucha contra el fentanilo, que está cobrando la vida de decenas de miles de jóvenes cada año.

Recientemente, tanto senadores demócratas como republicanos aprobaron en el comité de Banca, Vivienda y Asuntos Urbanos una iniciativa que permitiría al presidente estadounidense bloquear las cuentas, decomisar los bienes y prohibir las transacciones de miembros de los cárteles mexicanos acusados de traficar fentanilo.

La ley busca imponer sanciones relacionadas con el tráfico ilícito de fentanilo y sus precursores por parte de organizaciones criminales transnacionales, incluyendo los cárteles. Además, considera el tráfico internacional de fentanilo como una amenaza inusual y extraordinaria para la seguridad nacional, la política exterior y la economía de Estados Unidos, calificándolo como una emergencia nacional.

La norma tiene como objetivo principal atacar la problemática del fentanilo en México y China. China es acusada de vender ilegalmente precursores químicos utilizados en la producción de la droga, mientras que en México, los cárteles se encargan de su fabricación.

La ley menciona explícitamente a los cárteles de Sinaloa, Jalisco Nueva Generación, Golfo, Los Zetas, Juárez, Tijuana, Beltrán-Leyva y La Familia Michoacana, y permite al presidente agregar a cualquier otra organización criminal a la lista de sanciones.

Las sanciones incluyen el bloqueo y prohibición de transacciones de bienes y derechos de los miembros de los cárteles en Estados Unidos, así como la exigencia a las instituciones financieras estadounidenses de cortar vínculos con bancos e instituciones extranjeras relacionados con el lavado de dinero del narcotráfico de opioides.

La aprobación de esta ley permitiría al Departamento del Tesoro y las agencias federales informar sobre las acciones tomadas por el Poder Ejecutivo en relación a los involucrados en el tráfico de precursores de fentanilo.

El fentanilo se ha convertido en una emergencia sanitaria en Estados Unidos y Canadá, con cientos de miles de muertes por sobredosis. Esta droga es un opioide extremadamente potente, entre 50 y 100 veces más potente que la morfina. Según un informe de la Oficina de Naciones Unidas para la Droga y el Delito, en 2021 murieron alrededor de 80,000 personas en Estados Unidos por sobredosis de opioides, un aumento del 60% en comparación con los datos anteriores disponibles en 2019.