Fingió haberse suicidado y su familia se lo creyó, pero apareció diez años después en una isla de Grecia

0
626

El descubrimiento de un hombre que simuló su suicidio hace diez años y fue localizado en Grecia por un programa de televisión italiano ha causado sorpresa en Italia. Los trámites de divorcio iniciados por su ex esposa resultaron ser la clave para encontrarlo.

En el programa «Quien lo ha visto» de la RAI, la ex esposa del hombre afirmó: «No es un hombre ni un padre», después de que se emitieran imágenes en las que él pedía al equipo televisivo que se marcharan y afirmaran que no lo habían visto.

Adamo Guerra, de 55 años, dejó una carta de despedida en 2013 anunciando su suicidio a sus padres y pidiéndoles que ayudaran a su ex esposa y a sus hijas. «Ahora es el momento de terminar. Intentaré hacer este último paso correctamente para evitarles el dolor de un funeral», escribió.

Aunque su cuerpo nunca fue encontrado, su familia lo dio por muerto. Su coche apareció en el puerto de Ancona y, tras una investigación policial sin resultados, se supuso que se había ahogado en el mar y que sus restos nunca serían recuperados.

Sin embargo, la realidad era muy diferente. Guerra había tomado un barco con destino a la ciudad griega de Patras, donde residía desde su desaparición y donde finalmente fue localizado después de que su ex esposa iniciara los trámites de divorcio.

El abogado de la mujer la llamó y le informó que su esposo no estaba desaparecido. Resulta que un hombre llamado Adamo Guerra había solicitado en 2022 ser registrado como ciudadano italiano residente en Grecia. Al principio, la mujer pensó que se trataba de un caso de suplantación de identidad.

Desesperada por entender lo que había sucedido, la mujer recurrió a un programa de la RAI que busca personas desaparecidas y se encontró con la impactante verdad. Guerra confirmó su identidad al equipo de televisión y luego les pidió que actuaran como si no lo hubieran encontrado.

La ex esposa, perpleja al ver su reacción, declaró: «No es un hombre ni un padre, no hay palabras para describir esto».

(Información de EFE)