La increíble historia de un hombre atacado por un tiburón: «acepté morir, luego los delfines me salvaron»

0
505

La increíble historia de Martin Richardson, quien fue rescatado por delfines mientras nadaba en el Mar Rojo y era atacado por un tiburón, ha sido destacada en una próxima serie documental. A pesar de parecer sacado del guión de un episodio de Los Simpson, este evento demuestra cómo los delfines pueden convertirse en aliados inesperados en la protección de los humanos contra los depredadores marinos.

Con información de excelsior.com

Durante una visita a Egipto, Martin disfrutaba de un día en el mar junto a su amigo instructor de buceo, Harry Hayward. Mientras regresaban, avistaron a tres delfines y Martin decidió unirse a ellos nadando. De repente, fue atacado por un tiburón.

«Cuando te golpean así en el agua, sabes exactamente lo que es», relató Martin en una entrevista al tabloide británico Daily Star. «Grité ‘¡tiburón!’ con todas mis fuerzas».

El tiburón, un raro tiburón mako, lo atacó cinco veces, desgarrando su pecho y espalda mientras Martin intentaba defenderse.

«El tiburón emergió desde abajo. Cuando me golpeó, le di un puñetazo tan fuerte como pude. Había mucha sangre. Sabía que el tiburón me estaba dando vueltas. Estaba esperando el frenesí alimenticio. Acepté mi destino», recordó Martin.

Mientras su amigo Harry corría en su ayuda en un bote, la ayuda llegó de un lugar inesperado. Los delfines con los que Martin había estado nadando rodearon al atacante y evitaron que el tiburón infligiera un golpe mortal hasta que finalmente se alejó.

«Cuando me acercaba a los últimos metros, todo se volvió silencioso y luego vi dos aletas que surgieron detrás de mi hombro izquierdo. El ataque se detuvo de repente. Apostaría mi vida a que eran aletas de delfín. Los delfines con los que había interactuado intervinieron y detuvieron el ataque», relató Martin.

Harry rescató a Martin y lo llevó de regreso a tierra. Tres cirujanos trabajaron durante cuatro horas para tratar sus heridas, que incluían un pulmón perforado, laceraciones profundas en la espalda y el pecho, y una costilla rota, lo que requirió más de 300 puntos de sutura.

«Apenas salí del hospital, le pregunté a Harry: ‘¿Fue real lo de los delfines?’. Él me miró a los ojos y respondió: ‘Vi un delfín a un metro de ti y otro cerca’. Creo que el tiburón no completó su tarea porque los delfines lo detuvieron. No había ninguna razón para que el tiburón se detuviera después de haberme mordido cinco veces. Creo firmemente que los delfines me salvaron la vida», concluyó Martin.

Aunque este suceso ocurrió en 1996, su historia formará parte de una serie documental que se estrenará próximamente en el canal NatGeo Wild en el Reino Unido.