María Corina Machado pidió ayuda a Brasil para garantizar las primarias

0
368

María Corina Machado participó este martes por videoconferencia en una comisión del Senado brasileño y pidió «ayuda» a Brasil para «garantizar» las primarias que la oposición celebrará en octubre para elegir a su candidato presidencial para 2024.

«Quiero pedir que acompañen este proceso, que nos hagan sentir que no estamos solos», declaró Machado ante la Comisión de Seguridad Pública del Senado.

La videoconferencia la propuso el legislador Sergio Moro, un firme opositor al gobierno de Luiz Inácio Lula da Silva, a quien incluso llevó a prisión por presunta corrupción cuando ocupó el cargo de juez.

El partido Vente Venezuela, encabezado por la precandidata presidencial, denunció el sábado un ataque desmedido contra las primarias.

«Aspiro a que el gobierno de Brasil, a través de su Cancillería, haga valer un compromiso mutuo de respeto a las instituciones democráticas», dijo Machado sobre las primarias opositoras y las propias elecciones de 2024.

Machado está inhabilitada por el régimen de Nicolás Maduro, lo que le impide postularse a cargos electivos durante 15 años. Pero la dirigente afirmó que, pese a esa decisión «pírrica e inconstitucional», participará en las primarias.

«Voy a participar en las primarias, creo que las voy a ganar, y con esa legitimidad vamos a poder apelar a todos los gobiernos de América Latina para que le hagan entender al régimen de (Nicolás) Maduro que, por su propio bien, tiene que permitir unas elecciones competitivas» en 2024, afirmó.

Según Machado, las primarias serán importantes para lograr la unidad de la oposición y advirtió que, a 40 días para el proceso, una de las amenazas es que el régimen intente impedirlas.

La audiencia en la Comisión de Seguridad Pública del Senado, que en su mayoría es integrada por aliados de Jair Bolsonaro y opositores, fue salpicada con ataques a Lula y alusiones a la «democracia relativa» en el vecino país.

En su intervención, Moro, quien también ocupó el cargo de ministro de Justicia en el gobierno de Bolsonaro, lamentó que Lula se refiera a Maduro como un amigo. Sobre todo después de la reciente visita del «tirano dictador de Venezuela» a Brasil.

Machado, a su vez, cuestionó: «¿Cómo es posible que una nación que en menos de dos décadas recibió billones de dólares por petróleo, vio su economía caer tan drásticamente?», con más de 23.000 millones de dólares «desaparecidos» de Pdvsa.

«La violación de los derechos humanos creció drásticamente. Hoy hay casi 8 millones de venezolanos que salieron de Venezuela. Es casi 25% de la población», aseguró.

«Son pensiones de 5 dólares por mes. Un profesor vive con 1 dólar diario. Hay desnutrición, falta de agua y energía. Una realidad de Venezuela que se intenta ocultar con propagandas», subrayó.

Según Machado, informes internacionales retratan miles de ejecuciones extrajudiciales y se contabilizan 14.000 detenidos en los últimos 14 años. Recordó que Venezuela es el quinto país que más contamina por la quema de petróleo con destrucción en la Amazonía.

Ante los senadores brasileños, Machado afirmó de que 61% del territorio venezolano «está en manos de grupos irregulares». Dijo que van desde las guerrillas colombianas, los carteles mexicanos de la droga y los grupos de extracción ilegal de minerales hasta el crimen organizado del Primer Comando de la Capital de Brasil.

El senador y exvicepresidente brasileño Hamilton Mourão, quien como general fue agregado militar en Caracas entre 2002 y 2004, dijo que si las Fuerzas Armadas no hubieran apoyado al régimen, esa situación no habría perdurado.

Sobre una pregunta de Mourão por el alineamiento militar con el régimen frente a las elecciones, Machado respondió que el régimen debilitó las «fuerzas armadas». Pero confía en que los militares respeten la soberanía popular de los venezolanos.