Observatorio Venezolano de Prisiones denunció falta de transparencia sobre intervención de cárcel de Tocuyito

0
328

El Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) ha expresado su preocupación por la falta de transparencia en la información proporcionada sobre el operativo llevado a cabo en la cárcel de Tocuyito, la más poblada del país. Según la ONG, no se ha brindado información clara sobre el procedimiento realizado por las fuerzas de seguridad del Estado, ni sobre los traslados de los reclusos.

En un comunicado de prensa, el OVP ha recopilado testimonios de familiares que, entre lágrimas y preocupación, piden un listado detallado de las cárceles a las que fueron trasladados sus seres queridos. Además, la organización ha criticado al gobierno por afirmar que ha acabado con las estructuras criminales que controlaban las prisiones, ya que sostienen que siete pranes siguen manteniendo su poder en diferentes regiones del país.

La ONG también ha cuestionado las condiciones en las que se encuentran los reclusos trasladados, denunciando el hacinamiento y las condiciones infrahumanas que violan flagrantemente los derechos humanos de este grupo.

Por su parte, la ministra de Servicios Penitenciarios, Celsa Bautista, informó a través de la red social Twitter que los reos de Tocuyito habían sido trasladados a diferentes reclusorios en los estados de Falcón, Lara, Guárico y a una cárcel cercana a Tocuyito, en el estado de Carabobo. Según la ministra, los reclusos se encuentran en régimen penitenciario y están recibiendo atención médica, jurídica e integral.

Durante el operativo en Tocuyito, el gobierno informó que se encontraron al menos 1.658 armas, entre ellas 158 de fuego y más de 1.500 armas blancas. Además, se decomisaron más de 12.000 cartuchos y sustancias estupefacientes y psicotrópicas.

Cabe destacar que este operativo se llevó a cabo un mes después de la intervención en la cárcel de Tocorón, donde el gobierno desplegó a unos 11.000 agentes de seguridad para desmantelar la organización criminal transnacional conocida como Tren de Aragua. Hasta el momento, el líder de esta organización, Héctor Guerrero, alias Niño Guerrero, aún no ha sido capturado.