¿Quién es Wilmer Ruperti, el dueño de Tiburones de La Guaira?

0
438

Wilmer Ruperti, un influyente empresario y magnate de 64 años, ha ganado reconocimiento en Venezuela por su papel como rescatista en diversas ocasiones. A pesar de su estrecha relación con el chavismo y su vinculación con Hugo Chávez, Ruperti logró destacar en el ámbito deportivo al adquirir la franquicia de los Tiburones de La Guaira en 2023, equipo que logró consagrarse campeón de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP).

La trayectoria de Wilmer Ruperti se remonta a su formación en la Escuela Náutica de Venezuela, donde se graduó como marino mercante en 1981. A partir de entonces, comenzó a trabajar en una empresa de transporte de petróleo, lo que le permitió establecer una estrecha relación con la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA).

En 1994, Ruperti fundó su propia compañía de transporte marítimo, Nautica Ship Brokers, la cual ofrecía servicios de traslado de cargas petroleras a diversas empresas, incluyendo PDVSA. Su decisión de apoyar al gobierno en momentos críticos, como durante el paro petrolero de 2002, le permitió consolidar su fortuna y ganarse el reconocimiento como rescatista del chavismo.

Sin embargo, su participación en apoyo al gobierno también atrajo críticas por parte de aquellos que estaban a favor del paro petrolero. A pesar de ello, Ruperti continuó expandiendo sus negocios y su influencia en el ámbito político.

En 2010, contrajo matrimonio con la reconocida actriz venezolana Anastasia Mazzone, y en la lista de invitados se encontraba el entonces presidente Hugo Chávez. Además, en 2016, Ruperti regaló a Nicolás Maduro dos pistolas pertenecientes a Simón Bolívar, las cuales estaban labradas en oro y eran parte de la armería del famoso armero francés Nicolas-Noël Boutet.

Ese mismo año, se reveló que Ruperti había financiado la defensa de los sobrinos de Cilia Flores en el caso de la DEA por narcotráfico, conocidos como los «Narcosobrinos». A pesar de estas controversias, Ruperti continuó expandiendo su imperio empresarial y logró obtener un contrato millonario para la extracción de coque en 2016.

En 2020, en medio de la escasez de gasolina en Venezuela, Ruperti intervino para despachar 300.000 barriles de gasolina al país como un gesto humanitario ante el colapso económico y las sanciones estadounidenses. Sin embargo, a pesar de su histórico apoyo al chavismo, en julio de 2023 PDVSA rompió relaciones con Ruperti, alegando irregularidades en los pagos. Ruperti, por su parte, afirmó que la acusación era falsa y que la petrolera le adeuda 300 millones de dólares.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí