Sidoristas acusaron formalmente al Estado venezolano ante la Corte Penal Internacional

0
287

En enero, los trabajadores habían llegado a un punto de no retorno con protestas que se extendieron por casi una semana, y sin importar el hostigamiento, para exigir la dolarización de sus salarios y el restablecimiento de sus beneficios laborales

Por El Nacional

Un grupo de sidoristas acusaron formalmente al Estado venezolano ante la Corte Penal Internacional por presuntos crímenes de lesa humanidad.

Los trabajadores de la Siderúrgica del Orinoco Alfredo Maneiro alegaron que las políticas aplicadas por la empresa trasgreden sus derechos humanos, reseñó Correo del Caroní.

Por esa razón, Carlos Ramírez, César Soto, Yelitza Carrión, Jean Carlos Franco, Luis Arriojas y Cruz Hernández solicitaron que se reanude la investigación sobre Venezuela.

Todos aseguraron que han sufrido violencia laboral y persecución sindical.

Los sidoristas señalaron en la denuncia los casos de Soto, Arriojas y Franco, a quienes por motivos políticos, y aún formando parte del sindicato de Sidor, los separaron de sus cargos por mantener una posición crítica de la forma en la que el gobierno destruyó las fuentes de empleo y precarizó los salarios de los trabajadores de la empresa.

También acusaron a la Dirección General de Contrainteligencia Militar de amedrentar a Soto y Franco en sus residencias.

En enero, los trabajadores habían llegado a un punto de no retorno con protestas que se extendieron por casi una semana, y sin importar el hostigamiento, para exigir la dolarización de sus salarios y el restablecimiento de sus beneficios laborales.

Se mencionaron, asimismo, los casos de Carrión, Ramírez y Hernández, quienes dijeron ser víctimas directas porque la estatal los separó de sus puestos de trabajo sin ningún tipo de justificación, a pesar de que tenían más de 30 años laborando para Sidor, y dejó de pagarles sus salarios.

“Realizamos esta denuncia, aunque nuestras vidas corran peligro. Es una denuncia que hay que hacer cueste lo que cueste. Sentimos temor de represalias hacia nuestros familiares”, manifestaron.