¿Tomarán las grandes petroleras la oferta de Venezuela de concesiones en el Esequibo?

0
172

Expertos dudan de que las empresas transnacionales acepten la oferta de concesiones en el Esequibo hecha por Venezuela. Advierten que las declaraciones de Caracas podrían generar incertidumbre en las compañías que ya han obtenido licencias en Guyana.

El gobierno de Nicolás Maduro expresó su voluntad de otorgar concesiones energéticas a empresas transnacionales para que operen en el Esequibo luego de un referéndum el domingo, donde aseguró que la mayoría de los venezolanos votó a favor de incorporar el territorio disputado con Guyana al país.

Sin embargo, los especialistas consultados tienen dudas sobre la disposición de las transnacionales para involucrarse sin vacilación en Venezuela, especialmente en medio de la creciente tensión por el territorio polémico entre Caracas y Georgetown, que ambos reclaman como propio. Además, señalaron que las declaraciones de Maduro pueden generar incertidumbre entre las empresas petroleras que tienen licitaciones en Guyana.

El martes, Maduro anunció una serie de medidas para reivindicar los «derechos históricos» de Venezuela sobre el Esequibo, incluyendo la creación de un nuevo estado llamado Guayana Esequiba. También anunció la creación de una zona militar en el territorio, designó una «autoridad única» que operará desde suelo venezolano y autorizó a dos empresas estatales a otorgar concesiones energéticas.

Una de las medidas anunciadas por Maduro fue la autorización para crear divisiones de la empresa estatal PDVSA Esequibo y la Corporación Venezolana de Guayana Esequibo. El objetivo es que estas empresas otorguen «licencias operativas para la exploración y explotación de petróleo, gas y minerales» en los 159,000 kilómetros cuadrados que Venezuela y Guyana han disputado durante más de un siglo.

Maduro enfatizó que quiere otorgar estas licencias «de inmediato».

El economista venezolano Aldo Contreras cree que las empresas transnacionales del sector energético reaccionarán con cautela ante esta oferta.

«Dudo mucho que empresas como Chevron o la empresa colombiana Ecopetrol lo hagan», dijo Contreras a la Voz de América. Según el experto en relaciones económicas internacionales, las transnacionales del sector energético siempre se adhieren al derecho internacional. «Una cosa es el decreto [de Maduro] y otra cosa es lo que pueda suceder en los próximos días», afirmó.

Contreras también señaló que el anuncio de concesiones a las transnacionales podría indicar que el gobierno venezolano y sus empresas no tienen los recursos para financiar proyectos en una zona como el Esequibo.

En septiembre, Guyana concluyó sus rondas de negociaciones para otorgar licitaciones a empresas en 14 bloques y proyectos energéticos, algunos de los cuales, según Caracas, se encuentran en aguas marítimas aún por delimitar.

Maduro dio un ultimátum a las empresas transnacionales que están operando en estas zonas marítimas, alegando que parte de estas operaciones ocurren en aguas que le pertenecen a Venezuela. Les dio un plazo de tres meses para que abandonen sus proyectos y se retiren.

Además, Maduro busca prohibir la contratación de empresas venezolanas que «operen o colaboren en las concesiones» recientes de Guyana.

Según informes de Guyana, algunas de las empresas y consorcios involucrados en estas licitaciones son ExxonMobil de Estados Unidos, Sispro Inc de Guyana, y un consorcio formado por TotalEnergies de Francia, Qatar Energy International E&P y Petronas de Malasia.

Guyana también mencionó a Delcorp Inc, registrada en Guyana pero con capital saudí, junto con Watad Energy y Arabian Drillers de Arabia Saudita. Otras empresas involucradas son Liberty Petroleum Corporation de Estados Unidos, Cybele Energy Limited de Ghana, y el International Group Investment con sede en Nigeria y Montego Energy.

Hess y ExxonMobil de Estados Unidos, así como la empresa estatal China National Offshore Oil Corporation, se encuentran entre las compañías involucradas en estas licitaciones.

Mariano de Alba, abogado experto en derecho internacional y diplomacia, señaló que estas empresas están claramente en territorio guyanés.

De Alba también advirtió que las declaraciones de Maduro pueden generar incertidumbre entre las empresas. «Habrá quienes piensen que el riesgo aumenta, que podrían enfrentar operaciones de la Armada venezolana en algún momento, y que por precaución decidan suspender sus actividades por un tiempo o buscar garantías adicionales por parte de Guyana», indicó.

El presidente de Guyana, Irfaan Ali, aseguró a las empresas extranjeras que sus inversiones no están en riesgo, a pesar de que las fuerzas de defensa de Guyana se declararon en «alerta máxima».

Se espera que el Consejo de Seguridad conozca sobre los recientes pasos tomados por Venezuela en relación al conflicto territorial este viernes.

Hasta el momento, ninguna de las empresas involucradas se ha pronunciado sobre el ultimátum dado por Maduro el martes.