Una treintena de bomberos de Venezuela llega a Bolivia para combatir los incendios

0
360

Un grupo de bomberos venezolanos llegó a Bolivia para combatir los incendios forestales que continúan azotando el país. Estos incendios están ocurriendo en las puertas de entrada a uno de los parques más biodiversos del mundo. Se espera que en los próximos días lleguen otros cuarenta bomberos para unirse a la lucha contra el fuego.

El viceministro de Defensa Civil de Bolivia, Juan Carlos Calvimontes, dio la bienvenida a los bomberos de la Fuerza de Tarea Simón Bolívar en el aeropuerto de Viru Viru, ubicado en el departamento oriental de Santa Cruz. Calvimontes expresó su gratitud por la solidaridad y la hermandad demostrada por Venezuela al enviar a estos bomberos.

El objetivo de este grupo de bomberos es dirigirse a las localidades de Rurrenabaque, en el departamento amazónico de Beni, y San Buenaventura, en el norte de La Paz. Estas áreas son las puertas de entrada al parque nacional Madidi, que se destaca por su alta biodiversidad. Los bomberos trabajarán arduamente para controlar los incendios que están afectando a estas zonas.

Calvimontes también reveló que se espera la llegada de otros cuarenta bomberos en los próximos días. Agradeció al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, por su apoyo y solidaridad. El presidente de Bolivia, Luis Arce, también expresó su agradecimiento a través de las redes sociales, destacando la cooperación y el compromiso de Venezuela en la lucha contra los incendios.

Además de la ayuda de Venezuela, el presidente Arce también agradeció el gesto de solidaridad del presidente de Francia, Emmanuel Macron. Macron anunció que enviará cien bomberos para apoyar los esfuerzos de Bolivia en la lucha contra los incendios forestales.

El ministro de Defensa, Edmundo Novillo, informó que se ha solicitado apoyo a Brasil, Chile, Francia y Venezuela para controlar los incendios que continúan devastando el país. Estos incendios son en gran parte causados por las quemas controladas conocidas como «chaqueos», que se practican en áreas agrícolas para preparar la tierra para la siembra o el pastoreo.

En respuesta a los incendios, diversas organizaciones y activistas han pedido al Gobierno de Arce que declare un «desastre nacional» y anule las normas que permiten los «chaqueos». Estas acciones han generado preocupación entre los indígenas y las organizaciones ambientalistas.

La llegada de bomberos de Venezuela y la promesa de apoyo de otros países son un alivio para Bolivia en su lucha contra los incendios forestales. La solidaridad internacional demuestra la importancia de la cooperación en la protección del medio ambiente y la preservación de la biodiversidad.