Unidades obsoletas y falta de pasajeros acorrala a los transportistas

@DolarToday / Dec 5, 2022 @ 2:00 pm

Unidades obsoletas y falta de pasajeros acorrala a los transportistas

A pesar de que comenzó la temporada decembrina cuando hay mayor circulación de dinero en las calles, los terminales terrestres del país siguen casi vacíos, con poca afluencia de viajeros. Según explicó Fernando Mora, director de la Cámara Venezolana de Empresas de Transporte Extraurbano, este ha sido el panorama durante todo el año. El sector que hace recorridos al interior del país ha perdido en promedio 12 millones de pasajeros al año por la pérdida del poder adquisitivo del venezolano y por la migración forzada que se registra en el país, de donde se han ido 7.1 millones de personas, según el reporte más reciente de Acnur.

Ana Uzcátegui | LA PRENSA DE LARA

“Alrededor del 50% de las personas que han emigrado usaban en el pasado el transporte público interurbano dos o tres veces al año. Se perdieron casi 12 millones de pasajeros al año. Por eso, a diferencia de 2017 y 2016 cuando la gente tenía que madrugar para conseguir un pasaje porque había pocas unidades funcionando, ahora la realidad es que hay más unidades disponibles que pasajeros a nivel nacional”, exclamó.

Según estudios financieros, el 70% de las personas que viajan actualmente lo hacen por negocios, buena parte de esos ciudadanos van en representación de una empresa con los gastos pagos. En promedio, el 20% de los pasajeros lo hace por turismo y placer y un 10% viaja por emergencia, para tratarse una enfermedad, visitar a un familiar enfermo o acudir a un entierro.

“El sector transporte también perdió a los pasajeros del sector público. De 10 millones de personas entre activos y jubilados que dependen del Gobierno, al menos 10% utilizaba el transporte extraurbano. En la actualidad, esa gente tiene un salario base de 11.5 dólares, no puede viajar”, explicó.

Un 60% de la población que trabaja en la actualidad depende de la economía informal y también viaja poco. “Aunque esa población está dolarizada, ya no viaja con la misma frecuencia a ciudades como Maracaibo o San Cristóbal, donde antes iban a comprar mercancía para revender en el interior del país”, reveló.

Larga espera
Víctor González, chofer de la línea Altagracia que viaja de Barquisimeto a San Felipe, comentó que antes de 2019 los autobuses de 32 puestos o más se llenaban cada 25 minutos. Ahora tienen que esperar una hora para poder salir y lo hacen con la cantidad de pasajeros que tengan. Muchas veces son entre 7 y 15 pasajeros. Lo que representa un 40% de ocupación.

“Cada línea tiene un tiempo de espera de entre 45 a 60 minutos. Si en ese tiempo no llegan pasajeros no se viaja y se le permite el paso a una unidad de otra empresa para que pueda cargar”, expresó. Explica que como mínimo cada autobús extraurbano debe hacer dos viajes al día para compensar los gastos. “Si tú sales de Barquisimeto a San Felipe con siete pasajeros, de regreso debes garantizar al menos 20 pasajeros”, porque en teoría aunque el Gobierno desde 2020 ordenó que el gasoil para el transporte público sea subsidiado, son pocas las estaciones de servicio disponibles para garantizar este combustible gratuito, y deben pagar el litro de diésel o gasoil en 50 centavos de dólar.

Unidades obsoletas
Mora resaltó que hasta 2008 Venezuela tuvo la flota de transporte extraurbano más moderna de Latinoamérica, las unidades que tenían más tiempo en circulación tenían entre cinco y ocho años. Ahora hay una flota envejecida que pasa los 15 años. Aunque los estándares internacionales para el transporte extraurbano estipulan que estas unidades a los 10 años de vigencia deben ser sacadas de circulación para viajes largos.

“No estamos en capacidad de una renovación de flota, ya que una unidad de transporte piso y medio cuesta 180 mil dólares comprarla nueva. Un microbús 115 mil dólares. Son imposibles de adquirir en un país donde ya no hay acceso a créditos ni hay una política de dólares preferenciales, como en el pasado”. Con la cantidad de pasajeros que hay no se puede adquirir una unidad nueva”, resaltó.

Estas unidades deben importarlas porque no se fabrican en Venezuela, pero el Estado prohibió la importación desde 2015 y por eso en los terminales se consiguen autobuses que pueden tener más de 20 años de uso. Razón por la cual es frecuente que se accidenten en las diferentes autopistas del país.

Pasajes están dolarizados
Según comunicó Fernando Mora, directivo del Comando Intergremial del Transporte y de la Cámara Venezolana de Empresas de Transporte Extraurbano, desde hace 10 meses el sector transporte llegó a un acuerdo con el Ministerio del Transporte para cobrar un pasaje dolarizado que las personas puedan pagar en efectivo o por pago móvil o punto de venta a la tasa del BCV. Esto le ha permitido al gremio ir recuperando las unidades que desde 2019 se encontraban accidentadas.

“En el año 2019 teníamos una flota activa de 350 unidades extraurbanas en todo el país, fue uno de los años más críticos, al punto que el Gobierno tuvo que habilitar microbusetas para hacer viajes largos, así las normas internacionales no lo permitan. Era para atender una contingencia de escasez de unidades. Ahora lo que le pedimos al Ejecutivo nacional es que saque de circulación esos microbuses porque no deberían hacer viajes de más de 400 kilómetros, no le ofrecen ni al pasajero ni al chofer confort para viajar y pueden ocasionar problemas de salud”, refirió.

Sostiene que con un pasaje dolarizado y la ocupación del 40% de esas unidades al año han podido sacar de los talleres mecánicos el 70% de los autobuses que hay en el país. En la actualidad, hay 1.200 a nivel nacional. “Por eso es que yo digo que ahora hay más unidades que autobuses”, explicó.

Asegura que aunque en Venezuela se registra una apreciación del tipo de cambio, es decir, que el precio del dólar aumenta más lento que la inflación, ocasionando que los precios de los productos y servicios del mercado se incrementen en dólares, en el pasaje llevan 10 meses con las mismas tarifas.

“En el sector interurbano estamos conformes con la tarifa que tenemos actualmente. Le hemos planteado al Ejecutivo nacional es que ajuste el precio del combustible. Que el gasoil cueste 0,25 centavos de dólar para poder mantener las tarifas de los pasajes fijos”, indicó.

El representante gremial estima que durante todo el mes de diciembre y enero estas cifras se mantengan para poder captar pasajeros durante esta temporada de navidad.

Transporte sin llegar a la frontera
Fernando Mora informó que aunque en noviembre el presidente de Colombia, Gustavo Petro, emplazara a sus ministros a acabar con los pases ilegales o trochas en la frontera, estás siguen controladas por grupos irregulares.

En tal sentido hasta ahora el sector transporte no ha logrado un acuerdo con el Gobierno venezolano para volver a habilitar el paso fronterizo hasta Colombia.

“Nunca estuvimos de acuerdo con el cierre de la frontera. La de San Antonio con Cúcuta y la de Paraguachón con Maicao son las fronteras más activas de Latinoamérica. Eso ocasionó durante siete años de cierre de la frontera que se impusiera el contrabando y las mafias armadas”, exclamó.

Hoy en Venezuela el único terminal terrestre que se mantiene cerrado desde la pandemia es el de San Antonio del Táchira, en esa zona del país opera el transporte pirata que para llevar a un pasajero de Cúcuta hasta Caracas llegan a cobrar hasta 100 dólares, cuando el pasaje formal deberían ser 40 dólares.

Afluencia puede aumentar este mes
Según estimaciones del sector transporte, puede haber un incremento de pasajeros del 10% durante la temporada decembrina, sobre todo las semanas cuando se desarrollan las fiestas de navidad y fin de año.

“Tenemos garantizada la flota de unidades para esta temporada de diciembre. Las personas ya no tienen necesidad de madrugar para conseguir pasaje”, comunicó Fernando Mora del gremio del transporte.

En Lara, el secretario general del Sindicato Automotor, Geovanny Peroza, informó que la mayor afluencia de pasajeros la esperan en enero por la procesión de la imagen de la Divina Pastora, tradición religiosa que será retomada el 14 de enero.

Exigen mayor seguridad
El gremio del sector transporte también solicitó a las autoridades de terminales y organismos de seguridad, que no permitan la presencia de personas que en la entrada de los terminales terrestres que persuaden a los pasajeros para venderles pasajes más costosos porque cobran comisión.

El ciudadano debe acudir a comprar pasajes en las taquillas, donde salen publicadas las tarifas de los pasajes sin necesidad de intermediarios.

También exhortaron a las personas a no comprar pasajes por páginas web o redes sociales porque pueden ser víctimas de estafas. Solicitan mayor vigilancia en ese sentido.

 

¡COMPARTE EN TUS REDES SOCIALES!

arrow
 

Enviar por WhatsApp

 
 
 

 
¿Cuál es tu opinión?
 
 
*