Venezuela y Guyana celebrarán en Brasil otra reunión en el primer trimestre de 2024

1
339

Los gobiernos de Venezuela y Guyana han acordado celebrar una reunión en Brasil en los próximos tres meses, o en otro momento acordado, para discutir cualquier asunto relacionado con el Esequibo, un territorio de aproximadamente 160.000 kilómetros cuadrados que es objeto de disputa entre Caracas y Georgetown. Este acuerdo fue alcanzado durante un primer encuentro que tuvo lugar en San Vicente y las Granadinas.

La declaración conjunta que se emitió después de la reunión establece que en el encuentro previsto, que inicialmente se celebraría en el primer trimestre del próximo año, también se abordará una actualización que debe ser presentada por la «comisión conjunta de ministros de Relaciones Exteriores y expertos de ambos Estados», con el objetivo de tratar los asuntos acordados mutuamente.

Además, se acordó que el primer ministro de San Vicente y las Granadinas y presidente pro tempore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC), Ralph Gonsalves; el primer ministro de Dominica y presidente de la Comunidad del Caribe (CARICOM), Roosevelt Skerrit; y el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, «continuarán actuando como intermediarios» en este asunto.

Por su parte, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, actuará como observador, con la participación continua de Maduro y Ali.

El documento establece que el papel de Gonsalves continuará incluso después de que San Vicente y las Granadinas deje la presidencia pro tempore de la CELAC, y Skerrit seguirá siendo miembro del Buró de la CARICOM.

Caracas y Georgetown han acordado no amenazarse ni utilizar la fuerza en ninguna circunstancia, incluyendo las derivadas de cualquier disputa existente entre los dos Estados, como la disputa por el Esequibo que ha aumentado la tensión en las últimas semanas.

Además, se comprometen a cooperar para evitar incidentes en el terreno que puedan generar tensiones y, en caso de que ocurra algún incidente, se comunicarán inmediatamente entre sí, con la CARICOM, con la CELAC y con el presidente brasileño para contenerlo, revertirlo y evitar que se repita.

La controversia se intensificó después de que Venezuela aprobara unilateralmente el 3 de diciembre una consulta popular que pretendía ser vinculante para anexarse la zona en disputa, que está bajo el control de Georgetown. Además, el gobierno de Maduro ordenó el despliegue de una división militar cerca del área en litigio, aunque hasta el momento no ha habido incursiones, y modificó el mapa oficial venezolano para incluir la Guayana Esequiba.

1 COMENTARIO

Los comentarios están cerrados.