El Lago de Valencia: El Mayor Desafío Ambiental del Agua en Venezuela

0
210

El lago de Valencia se ha convertido en el mayor problema ambiental relacionado con el agua en Venezuela, según Nizar Richani, directivo del Colegio de Ingenieros de Carabobo. Richani explicó que en 1978, el lago tenía una extensión de 250 kilómetros cuadrados, pero en la actualidad ha crecido hasta alcanzar los 400 kilómetros cuadrados, afectando más de 15.000 hectáreas.

El experto señaló que el proyecto del Sistema Regional del Centro contemplaba etapas como el almacenamiento, potabilización y distribución de agua, así como el saneamiento y la disposición final. Sin embargo, una de las principales diferencias entre la cuenca del lago de Valencia y otras cuencas hídricas en el país es que este lago no tiene una salida natural, lo que ha llevado a que el problema del control del nivel del agua no se haya abordado adecuadamente.

Richani destacó que el Sistema Regional del Centro importa agua de otras cuencas para satisfacer la demanda de agua potable en la región central. Esto ha provocado el crecimiento del lago, que ha pasado de estar en la cota 402 metros sobre el nivel del mar en 1978, a aproximadamente la cota 414 en la actualidad, lo que representa un aumento de aproximadamente 12,5 metros.

La crecida del lago de Valencia está afectando especialmente al sur de Maracay y a diversos urbanismos cercanos. El Estado venezolano ha construido un dique para evitar que las aguas lleguen a estos lugares, pero existe el riesgo de desbordamiento. Además, la crecida del lago está colapsando el sistema de aguas negras de la ciudad de Maracay y afectando el viaducto de La Cabrera.

Richani advirtió que, aunque no puede asegurar que se producirá un colapso, el contacto del agua con la infraestructura existente, que data de los años 50, está generando un proceso de corrosión.

Ante esta situación, el Colegio de Ingenieros de Carabobo ha formado una comisión desde 2010 para evaluar y ofrecer sugerencias al Estado. Richani plantea la necesidad de un consenso político nacional para abordar este grave problema ambiental y convertirlo en una solución a largo plazo para la escasez de agua, el saneamiento y la potabilización en la región central del país.

El directivo sugiere evaluar opciones como el trasvase fuera de la cuenca del lago, el saneamiento obligatorio, la potabilización y el uso seguro de las aguas para abastecer a Carabobo, Aragua y parte de la costa oriental de Falcón. El objetivo es encontrar una solución integral que cumpla con los aspectos políticos, técnicos, sociales e internacionales.

El lago de Valencia se ha convertido en el mayor problema ambiental relacionado con el agua en Venezuela. Su crecimiento descontrolado está afectando a miles de hectáreas y generando problemas en la infraestructura cercana. Es necesario buscar un consenso político nacional para abordar este problema y convertirlo en una solución integral a largo plazo para la escasez de agua en la región central del país.