Al menos 40 personas fueron detenidas en Argentina tras participar en robos a tiendas y supermercados.

0
492

El Gobierno califica de «incentivados» con el propósito de generar conflicto.

Con Informacion de EFE via Monitoreamos

Los saqueos ocurrieron principalmente en las provincias de Mendoza, Córdoba y la provincia de Buenos Aires.

El ministro provincial de Seguridad, Sergio Berni, confirmó la detención de las personas por «intento de robo organizado» y señaló que hubo un «bombardeo» de mensajes a través de WhatsApp que incitaban a estos ataques.

El ministro nacional de Seguridad, Aníbal Fernández, destacó que los ataques no son espontáneos y anunció la creación de un comando unificado para investigar los hechos.

Aunque el Gobierno no tiene datos fidedignos sobre la autoría intelectual, la portavoz presidencial, Gabriela Cerruti, acusó al líder de La Libertad Avanza, Javier Milei, de ser el instigador detrás de estos ataques. Sin embargo, el ministro nacional de Seguridad no respaldó directamente esta acusación.

La noticia también informa que Patricia Bullrich, candidata de la formación opositora Juntos por el Cambio, resaltó la ausencia de las autoridades nacionales, como el presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández, ante la situación.

La Cámara Argentina de Comercio y Servicios condenó los intentos de saqueo y los calificó como actos delictivos, argumentando que la situación económica y social no justifica este tipo de comportamiento.

Aunque el Gobierno sostiene que estos hechos no son una reacción social ni tienen connotación política, los saqueos ocurren en un contexto de creciente pobreza debido a la aceleración de la inflación y de tensión política después de las primarias, lo que genera incertidumbre de cara a las elecciones presidenciales de octubre.