Biden confirma cupo de admisión de 125.000 refugiados para 2024

0
407

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha firmado una orden que aprueba la admisión de 125.000 refugiados durante el Año Fiscal 2024. Esta decisión se basa en preocupaciones humanitarias y en el interés nacional del país. De estas cuotas, entre 35.000 y 50.000 serán destinadas a solicitantes de América Latina y el Caribe, mientras que las demás se asignarán a África, el Este de Asia, Europa, Asia Central y el Cercano Oriente.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados define a los refugiados como personas que huyen de conflictos armados o persecución. El memo publicado por la Casa Blanca establece que, en caso de necesidad, los Comités Judiciales del Congreso podrán transferir las admisiones no utilizadas de una región a otra.

Este anuncio llega en un momento en el que Estados Unidos está experimentando una gran afluencia de inmigrantes que llegan a la frontera suroeste de manera irregular. Para hacer frente a esta situación, el gobierno ha tomado diversas medidas en colaboración con los gobiernos de la región.

La Ley de Refugiados fue aprobada en Estados Unidos en 1980 y desde entonces más de 3 millones de personas se han beneficiado de ella y se han establecido en el país. A lo largo de los años, Estados Unidos ha aumentado constantemente el número de refugiados admitidos, convirtiéndose en el principal receptor a nivel mundial hasta que Canadá lo superó en 2018.

En la actualidad, existe una crisis global de desplazamiento en la que las personas se ven obligadas a huir de la guerra, la persecución y la inestabilidad. El secretario de Estado, Antony Blinken, comentó que Estados Unidos seguirá siendo un líder mundial en brindar seguridad y oportunidades a los más vulnerables.

Este año, el número de refugiados admitidos por Estados Unidos ha aumentado después de que el gobierno haya fortalecido su personal y haya realizado más viajes a países extranjeros para entrevistar a posibles refugiados. En 2021, las admisiones bajo el programa alcanzaron su mínimo histórico con 11.411 llegadas.

Estados Unidos reafirma su compromiso de ser un líder mundial en la protección y apoyo a los refugiados, brindándoles seguridad y oportunidades en el país.