Bismark Carretero y su empresa Pegasus Group vinculados a nuevo caso de corrupción en el sector «chatarra»

0
866

Los casos de corrupción en Venezuela vinculados al círculo de funcionarios de mediano y alto nivel del gobierno de Maduro no dejan de salir a flote, y es que luego de la denominada purga dentro de PDVSA que desencadenó la renuncia de Tareck El Aissami del ministerio de Petróleo así como la captura y enjuiciamiento de Joselit Ramírez, superintendente de la SUNACRIP y el Diputado Hugbel Roa, a algunos funcionarios pareciera no importarle y continúan ejecutando actos de corrupción a través de terceros con empresas diseñadas para tal fin.

Las investigaciones que llevaron a la detención de la plana mayor de PDVSA tuvieron en parte relación con el desmantelamiento de las empresas básicas del estado como lo fue VENALUM, FERROMINERA, PEQUIVEN y SIDOR y otras más de la Corporación Venezolana de Guayana CVG que fueron saqueadas y extraído hasta el último tornillo de su maquinaria y sacado por medio de sobornos como chatarra para ser comercializado al exterior.

Como Bismark Francisco Carretero Reyes se le conoce a uno de los cabecillas que manejan la red de desmantelamiento y saqueo de las industrias básicas venezolanas y que comercializa con chatarra en el exterior por medio de su empresa PEGASUS GROUP N560455 registrada en Panamá. Bismark ha sabido operar alimentando el bolsillo de funcionarios militares del país por medio de los sobornos a peces gordos para que se le faciliten guías de movilización desde la CVG hasta el Puerto de Guanta y Puerto Cabello para comprar con su empresa y ser revendido en mercados internacionales a precios exorbitantes.

La denuncia:

En Venezuela dentro de la FANB hay disputas por control del poder y de puestos estratégicos para hacerse con dinero proveniente de operaciones ilícitas o que requieran importantes permisos para extorsionar a quienes realicen estas actividades y así poder mantenerse a gusto con el régimen de Maduro. La cantidad de Generales que hoy en día existen en Venezuela como medida del gobierno para apagar el descontento de su bastión armado ha dejado al descubierto las riñas entre generales en el país.

Las operaciones terrestres de estas empresas dedicadas a la chatarra han encendido la alarma dentro de organismos de seguridad nacionales e internacionales al ser requisados varios cargamentos y ser descubiertas en su interior sustancias estupefacientes, lo que se deduce que estas empresas tienen una estrecha relación con turbias actividades que involucra además a funcionarios militares del régimen de Venezuela y de países vecinos.

PEGASUS GROUP, es señalada de ser una de las empresas favorecidas con contratos bajo la administración de Pedro Maldonado para el desmantelamiento de la CVG, pagando además cuantiosas sumas de dinero a funcionarios detenidos para apresurar trámites y acelerar cargas de la flota de góndolas de su empresa de transporte.

Construcciones millonarias en La Guaira, Lechería y Caracas:

El mencionado grupo PEGASUS, a través de otras empresas fachada y terceras personas, ha sido el encargado recientemente de la compra masiva de tierras y propiedades en La Guaira, Lechería e incluso en Caracas, con la finalidad de construir edificios residenciales, de oficinas, posadas y hoteles ante la caída del Grupo HP en la trama de corrupción de PDVSA.

La investigación revela que el pago por la compra de dichas tierras se hace en grandes cantidades de efectivo para “no dejar rastros” y para intentar lavar capitales.

Una fuente cercana a la investigación afirmó que en las próximas horas se hará oficial una denuncia ante organismos internacionales en búsqueda de una justicia verdadera en la cual también sean revisadas cuentas bancarias y confiscadas los bienes que este entramado corrupto mantiene en el exterior con fondos provenientes de actividades turbias e ilícitas. Se trata de otro grupo que bajo la fachada de empresarios, han traicionado a las instituciones y al pueblo venezolano con el único fin de extraer nuestras riquezas y depositarlas e invertirlas fuera del país.

SEXTO VISION