Cinco avistamientos de ovnis en México [VIDEO]

0
561

Algunos de los cuales han generado gran atención y misterio en la ciudadanía.

Con Informacion de Yahoo Noticias

  1. Ciudad de México, México (1991):
    El 11 de julio de 1991, durante un eclipse total de Sol, las cámaras de algunas televisoras captaron un objeto extraño cerca de la Luna. Este suceso marcó uno de los primeros momentos en los que los medios de comunicación hablaron abiertamente sobre ovnis en México.
  2. Campeche, Campeche (2004):
    En el estado de Campeche, en 2004, una cámara de una aeronave de la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) registró el avistamiento de 16 luces en el radar. Los objetos circulares se desplazaban a gran velocidad, y aunque los militares no pudieron explicar qué eran, quedaron registrados en video.
  3. Monterrey, Nuevo León (2022):
    En Monterrey, en 2022, internautas captaron un avistamiento de objetos desconocidos en la zona. Las luces se asemejaban a una nave alienígena, y aunque se compartieron vídeos en redes sociales, las autoridades no pudieron confirmar su autenticidad.
  4. Tijuana, Baja California (2022):
    En Tijuana, cerca de la frontera norte de México, en junio de 2022, varios internautas reportaron avistamientos de ovnis. Al menos seis objetos luminosos fueron vistos en el cielo durante varios minutos sobre la playa de Rosarito.
  5. Estos objetos también fueron perceptibles en la ciudad de San Diego, California.
    • Toluca, Estado de México (2023):
      En mayo de 2023, un OVNI fue captado por las cámaras de monitoreo del Servicio Meteorológico Nacional y la Comisión Nacional del Agua, mientras el volcán Popocatépetl arrojaba material incandescente en los límites de Puebla y el Estado de México.

Estos avistamientos se han vuelto especialmente relevantes después de que tres exmilitares de Estados Unidos revelaran que el Gobierno Federal de su país cuenta con naves alienígenas y restos biológicos de seres no humanos.

Es importante tener en cuenta que los avistamientos de ovnis generalmente carecen de evidencia científica concluyente y pueden tener explicaciones naturales o tecnológicas.

Aunque los avistamientos son interesantes, es esencial mantener un enfoque crítico y basado en evidencias al evaluar este tipo de fenómenos.