Colombia celebra regreso a Venezuela de la oficina de derechos humanos de la ONU

0
273

El gobierno de Colombia, liderado por Gustavo Petro, manifestó su satisfacción por el posible regreso a Venezuela de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. Esta decisión se produce dos meses después de que el régimen de Nicolás Maduro expulsara al personal de la oficina por expresar preocupación por la detención de la activista Rocío San Miguel, experta en temas militares.

La Cancillería colombiana expresó a través de un comunicado en Twitter su alegría por esta decisión, destacando que esto avanza en la construcción democrática de América y fortalece los mecanismos de protección de los derechos humanos en la región. Además, señaló que Colombia ofreció sus «buenos oficios» y ha estado trabajando desde febrero en las gestiones diplomáticas necesarias para lograr el regreso de la representación de la ONU a Venezuela.

Nicolás Maduro, en compañía de Karim Khan, fiscal de la Corte Penal Internacional, envió un mensaje a Volker Türk, alto comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, expresando su interés en dialogar. Maduro manifestó su disposición a superar las diferencias y conflictos con Türk y José María Aranaz, representante de la ONU en el país, y afirmó que las puertas del Palacio de Miraflores están abiertas para ellos.

Durante una declaración conjunta desde el Palacio de Miraflores, el fiscal de la CPI, que está investigando a Venezuela por presuntos crímenes de lesa humanidad cometidos por el chavismo, mencionó que participó en las conversaciones para lograr el regreso de la oficina de la ONU a Venezuela. Khan también expresó su deseo de volver al país para ver el progreso en materia judicial.