Culminaron trabajos de rehabilitación de la basílica de la Chinita

0
402

La basilica de la Chinita en el estado Zulia ha completado los trabajos de rehabilitación como parte de los preparativos para su tradicional bajada que se llevará a cabo el próximo sábado.

Las labores de restauración en la Basílica de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá se han centrado en la fachada y la iluminación de la iglesia. Próximamente, el santuario será el lugar de encuentro anual entre la virgen de Chiquinquirá y el pueblo zuliano.

Durante la restauración se han instalado más de 100 reflectores, 300 metros de cable, 225 tubos de luz, 160 bombillas LED, 90 luces de alumbrado público, interruptores y cajas de control. Estas mejoras permitirán una mejor iluminación en las escalinatas de la plaza, las áreas interiores y los alrededores del santuario.

Además, se han impermeabilizado las cúpulas y bóvedas, que abarcan un área de 13,767 metros cuadrados, se ha repintado las paredes, fachadas, campanarios y puertas, y se han rehabilitado las áreas verdes circundantes.

El domingo 15 de octubre, Maracaibo comenzó las festividades en honor a Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá con la presentación de los mantos que lucirá la virgen morena durante su bajada el 18 de noviembre.

La revelación de los mantos que serán utilizados por La Chinita durante la aurora y la eucaristía de acción de gracias de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) tuvo lugar al finalizar la misa dominical de las 5:00 p.m. Esta información fue dada a conocer por el presbítero Nedward Andrade Govea, párroco-rector de la Basílica e Iglesia San Juan de Dios de Maracaibo.

La festividad religiosa de este año estará marcada por la próxima celebración del V Encuentro Nacional de Jóvenes (Enajó), que se llevará a cabo del 8 al 12 de noviembre y espera contar con la participación de cientos de jóvenes de diferentes países.

«El dinamismo de los jóvenes impregnará las festividades patronales. Los jóvenes son el presente y futuro de nuestra sociedad y debemos poner nuestra confianza en Dios para seguir adelante y permitir que la familia zuliana siga creciendo», afirmó el sacerdote.