EEUU: Hombre confrontó a ocupante ilegal que se apoderó de su casa mientras estaba en el extranjero

0
1091
Ze’Moye Brown – Foto: Marion County Sheriff’s Office

Irte de viaje por unos meses y que al regresar a tu casa, esta se encuentre en perfecto estado, tal y como la dejaste, es lo ideal. Pero ¿qué pasaría si al llegar, hay un desconocido dentro? Seguramente te asustarías.

Por Miami Diario

Que un invasor se adueñe de tu hogar es algo que no creemos posible… hasta que nos pasa. En un sorprendente giro de eventos, un residente de Ocala, en el condado de Marion, Florida, vivió esta estresante situación.

El hombre regresó a su hogar después de varios meses en el extranjero. Entonces se encontró con su propiedad, robada y destrozada.

Al ver que su casa estaba “patas arriba”, el dueño de la casa, cuya identidad se mantiene en el anonimato, optó por manejar la situación a su manera, en lugar de ponerse en contacto con la policía de inmediato.

Marion County Sheriff’s Office – Foto: Cortesía

Según lo informado por FOX 35, el dueño de la casa, al percatarse que faltaban varios artículos de valor de su casa y darse cuenta que el ladrón aún habitaba en la misma, se escondió en un armario. El hombre esperó pacientemente durante toda la noche para sorprender al intruso.

A la mañana siguiente, Ze’Moye Brown, de 26 años, hizo su aparición en la propiedad, sin sospechar que el dueño lo estaba esperando en silencio.

Justicia por mano propia

Cuando el dueño de la casa se percató de la presencia del intruso, decidió asustarlo con un disparo en dirección a una puerta, al mismo tiempo que le exigía que se alejara de su propiedad. Ante la amenaza de ser herido, Brown se retiró rápidamente de la escena.

Pero el descaro del criminal no paró allí. Procedió a llamar a la policía para denunciar que había sido disparado. Además aseguró que era el legítimo dueño de la casa.

No obstante, las autoridades no tardaron en descubrir que la audacia del intruso tenía un alto precio. Durante su arresto, se encontraron evidencias de que Brown estaba bajo los efectos de drogas, al dar positivo en metanfetamina y marihuana. Como resultado, acusaron al delincuente de allanamiento de morada. También de posesión de sustancias controladas sin receta médica y posesión de marihuana.

La historia

En su defensa, Brown argumentó que cuando llegó a la casa, la encontró con las ventanas y puertas abiertas, lo que lo llevó a creer que estaba desocupada. Entonces tomó la decisión de quedarse a vivir en ella.

Sin embargo, la policía rápidamente desacreditó sus afirmaciones al descubrir su extenso historial delictivo, que se remonta a 2014.

Actualmente, Ze’Moye Brown se encuentra bajo custodia con una fianza de $4,000 dólares.

Por otro lado, las autoridades decidieron no imponer ninguna multa al propietario de la casa por disparar un arma de fuego. Consideraron que actuó en legítima defensa y en protección de su propiedad.

Fuente: Miami Diario