Elon Musk pronosticó una victoria aplastante de Donald Trump en 2024 si lo arrestan el próximo martes

0
277

El ex mandatario reveló este sábado que tiene información sobre una orden de detención en su contra

Infobae

El nuevo dueño de Twitter recurrió a su red social para respaldar a Donald Trump, luego de que esta mañana el ex mandatario norteamericano declarara tener información sobre una posible orden de detención en su contra para el próximo martes. “Si esto pasa, Trump será reelegido con una victoria aplastante”, vaticinó Musk en un tuit.

El ex presidente de Estados Unidos Donald Trump anunció este sábado en su red social Truth Social que cree que será arrestado. “Protesten, recuperen nuestra nación”, dijo sin precisar el motivo de ese arresto.

El exmandatario basó su información en “filtraciones ilegales de una oficina de fiscalía de Manhattan corrupta y altamente politizada que ha permitido que se establezcan nuevos récords en delitos violentos y cuyo líder está financiado por George Soros”. Según la supuesta filtración, añadió en su mensaje, “el principal candidato republicano y expresidente de Estados Unidos será arrestado el martes (…) sin que se haya podido demostrar ningún delito y basándose en un cuento de hadas viejo y completamente desmentido (por muchos otros fiscales)”.

La investigación de Manhattan, que ha durado casi 5 años, se centra en un presunto pago de 130.000 dólares a la actriz porno Stormy Daniels a cambio de su silencio durante su campaña electoral a la Casa Blanca de 2016.

El pago secreto buscaba supuestamente evitar que hiciera pública una presunta relación sexual con el entonces candidato a la presidencia.

La oficina del fiscal, según los medios, parece estar centrada en la falsificación de los registros comerciales de la Organización Trump por cómo se incluyó el reembolso de ese pago al exabogado de Trump Michael Cohen, que dijo haber adelantado ese dinero a la mujer.

La Fiscalía de Manhattan había ofrecido a Trump la posibilidad de declarar en este caso de presunto soborno y en el que su abogado, Michael Cohen, fue parte instrumental al entregar a Clifford unos 130.000 dólares para callarse que mantuvo supuestas relaciones con el magnate hace casi 20 años; una gestión realizada de manera irregular al quedar escondida en las cuentas de la Trump Organization, la compañía de Trump, durante la campaña electoral de 2016.

El ex abogado de Trump se había reunido hasta en dos ocasiones esta semana con los fiscales que investigan el pago a Clifford. Si bien Cohen no ha revelado detalles concretos, sí se mostró convencido el viernes, en entrevista con la cadena ABC, de que existían pruebas de sobra, como mínimo, para imputar al ex presidente por un delito penal; algo sin precedentes en la historia del país.

La última semana Trump volvió a las redes sociales.

“Nuestra nación es ahora tercermundista y agonizante. ¡El sueño americano ha muerto! Los anarquistas de la izquierda radical han robado nuestras elecciones presidenciales, y con ellas, el corazón de nuestro país. Los patriotas americanos están siendo arrestados y mantenidos en cautiverio como animales, mientras que a los criminales y matones izquierdistas se les permite vagar por las calles, matando y quemando sin represalias. Millones están inundando nuestras fronteras abiertas, muchos de las prisiones y las instituciones mentales. El crimen y la inflación están destruyendo nuestra forma de vida”, manifestó en un primer mensaje.

Y siguió: “Ahora filtraciones ilegales de una corrupta y altamente política oficina del fiscal del distrito de Manhattan, que ha permitido que se establezcan nuevos records en crímenes violentos y cuyo líder está financiado por George Soros, indican que, sin que se haya podido probar ningún crimen, y basándose en un viejo y totalmente desacreditado (¡por otros numerosos fiscales!) cuento de hadas, el principal candidato republicano y ex presidente de los Estados Unidos de América, será arrestado el martes de la próxima semana. Protesta, ¡recupera nuestra nación!”.

Si el fiscal de distrito de Manhattan inculpara a Trump, el magnate de 76 años se convertiría en el primer ex presidente estadounidense acusado de un delito y podría dar un vuelco a la carrera presidencial de 2024, en la que Trump sigue siendo uno de los principales contendientes republicanos.