En respuesta a Starlink | Amazon cambia otra vez de cohete para lanzar los primeros satélites de Project Kuiper

0
561

Por segunda vez en menos de un año, Amazon se ve obligada a cambiar de cohete para lanzar los primeros prototipos de satélites de Project Kuiper, su internet satelital para rivalizar con Starlink.

Los planes de Amazon para el lanzamiento de Project Kuiper, su servicio de internet satelital, vuelven a sufrir un revés. Por segunda vez en menos de un año, la compañía fundada por Jeff Bezos se ha visto obligada a cambiar de cohete para lanzar los primeros dos prototipos de satélites con los que pretende poner en marcha su respuesta al Starlink de SpaceX.

Según reporta Ars Technica, los satélites en cuestión no viajarán al espacio en el vuelo inaugural del Vulcan Centaur, el nuevo cohete desarrollado por ULA, la alianza entre Lockheed Martin y Boeing. Por el contrario, lo harán en el histórico Atlas V, perteneciente a la misma compañía.

La novedad fue confirmada por un portavoz de Amazon al citado medio, pero sin brindar mayores detalles al respecto. No obstante, no es descabellado pensar que se trata de una situación indeseada para Project Kuiper. En especial porque Elon Musk y SpaceX avanzan a paso firme en la segunda generación de satélites de Starlink.

Tengamos en cuenta que el nuevo cambio de cohete retrasará el lanzamiento de los satélites en cuestión —KuiperSat-1 y KuiperSat-2— al menos hasta septiembre. Siempre y cuando no se produzcan nuevas demoras, por supuesto. Esto representa un nuevo golpe a los ambiciosos planes de Amazon para lanzar lo antes posible un servicio de internet satelital que rivalice con Starlink.

Project Kuiper cambia de cohete por segunda vez en menos de un año

El plan original era que el equipamiento de Project Kuiper viajara al espacio en un cohete RS1 de ABL Space Systems a fines de 2022. No obstante, algunos contratiempos obligaron al cambio en favor del Vulcan Centaur, que se suponía que tendría su vuelo inaugural en mayo pasado. Pero eso nunca sucedió. Una fuga en el tanque de hidrógeno líquido de la etapa superior del cohete provocó su destrucción durante pruebas realizadas en marzo y obligó a cambiar la fecha de su primer lanzamiento para el último trimestre del año.

Así, el Atlas V —que ULA envía al espacio una vez al mes— ha salido al rescate. Y Amazon ha tenido suerte: el slot para el lanzamiento de septiembre quedó desierto debido a que la carga que debía llevar originalmente sufrió retrasos. Esto significa que se liberó espacio en el cohete que, de otra manera, hubiera estado ocupado. Lo que desde la firma de Andy Jassy se negaron a comunicar es si, pese a este nuevo cambio de cohete, piensan lanzar otros satélites de Project Kuiper en el vuelo original del Vulcan Centaur, independientemente de cuándo se realice.

Pese a la falta de confirmación sobre esto último, no hay que descartarlo por completo. Después de todo, los motores BE-4 del Vulcan Centaur han sido desarrollados por Blue Origin, la compañía aeroespacial de Jeff Bezos. De modo que existe un vínculo muy fuerte entre el nuevo cohete de ULA y el fundador de Amazon como para dejar pasar esta oportunidad.

HiperKD