Escuela de samba Viradouro ganó título del Carnaval de Río de Janeiro 2024

0
245

La escuela de samba Viradouro se coronó como la mejor del carnaval de Río de Janeiro de este año gracias a su innovador desfile, que puso de relieve la fuerza de las mujeres negras a través del culto a una serpiente sagrada. El jurado, compuesto por 36 miembros, evaluó diversos aspectos como los disfraces, la historia, el conjunto, la armonía y la música para otorgar el codiciado título. Con un total de 270 puntos, Viradouro superó a sus competidoras y se posicionó como la ganadora indiscutible.

Esta escuela de samba ha sido reconocida como una de las más exitosas en los últimos años. Su desfile estuvo basado en las creencias vudú de los africanos y en la fuerza de las mujeres que conformaban una poderosa hermandad de guerreros. Una de las principales atracciones fue una serpiente mecánica que se deslizó a lo largo de los 700 metros de la pasarela del sambódromo, siendo manipulada por un hombre que se encontraba dentro de la estructura.

Este es el tercer título que Viradouro obtiene en su historia, habiendo sido subcampeona el año pasado. Anteriormente, se coronó campeona en 1997 y 2020. A pesar de este logro, la escuela se ubica en el noveno lugar de las más galardonadas en la competición, muy lejos de Portela, que con 101 años de existencia ostenta el récord de 22 títulos en la historia del Carnaval de Río.

Las 14 escuelas del Grupo Especial desfilaron a lo largo de dos noches, presentando sus espectáculos en el sambódromo. Cada una contó con entre 3.000 y 5.000 integrantes, entre bailarines, percusionistas, cantantes y personajes. El tiempo asignado para cada desfile fue de entre 65 y 75 minutos, durante los cuales debieron desarrollar el tema elegido con la ayuda de alegorías y enormes carrozas.

El público, compuesto por 72.500 espectadores, pudo disfrutar de los desfiles y calificar a las escuelas a medida que recorrían los 700 metros de la pasarela. Los criterios de evaluación incluyeron la armonía del desfile, la entonación de la samba y la originalidad de los disfraces y las carrozas.

Por otro lado, Porto da Pedra presentó la historia de un almanaque español del siglo XVI, que fue el libro más leído en el nordeste de Brasil durante 200 años. A pesar de esto, la presentación obtuvo la calificación más baja y la escuela descendió de categoría, teniendo que competir en el Grupo de Acceso el próximo año, una especie de segunda división del carnaval.