Familiares de pacientes del J. M. de los Ríos exigen publicación de pruebas realizadas al medicamento Metotrexato

0
341

Madres, padres y representantes de los pacientes del servicio de Hematología del hospital de niños J. M. de los Ríos han pedido a las autoridades sanitarias del país que divulguen los resultados de las pruebas realizadas al medicamento Metotrexato después de que más de 10 niños experimentaran efectos adversos.

El medicamento Metotrexato, fabricado en la India, se utiliza en los protocolos de quimioterapia del hospital, por lo que los familiares han solicitado al Instituto Nacional de Higiene que verifique si cumple con los estándares de calidad requeridos en el país.

«Exigimos que se certifique si este medicamento está debidamente registrado ante el Instituto Nacional de Higiene y que se compruebe que cumple con los estándares de seguridad y calidad necesarios, ya que la vida de nuestros hijos e hijas está en peligro», señalaron en un comunicado publicado por diversas ONG.

Los familiares han relatado que al menos 10 niños experimentaron reacciones adversas como vómitos, fiebre y dolor de cabeza después de recibir el medicamento el pasado 1 de agosto. Además, después del procedimiento, se les diagnosticó meningitis bacteriana e incluso una paciente falleció.

El 13 de septiembre pasado se informó de la renuncia de cinco doctoras del servicio de Hematología del J. M. de los Ríos después de suspender la administración del medicamento hasta que se realizaran pruebas para determinar su total seguridad.

Los familiares han asegurado que las doctoras estaban siendo presionadas para seguir aplicando el Metotrexato, a lo que se negaron.

El servicio fue intervenido por el Ministerio de Salud, el Consejo de Protección y el Instituto Autónomo Consejo Nacional de Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes (Idenna) el 15 de septiembre, y la directora del hospital fue removida y reemplazada.

Las doctoras que presentaron su renuncia continuaron trabajando hasta el 18 de septiembre con el objetivo de orientar a dos nuevos especialistas que llegaron al servicio, pero su apoyo fue rechazado por el ministerio.

«El servicio de Hematología y nuestros hijos e hijas han perdido a cinco hematólogas pediátricas que son excelentes profesionales, con una gran trayectoria, comprometidas con la salud de nuestros niños, niñas y adolescentes, y a las cuales les reconocemos su dedicación y entrega», indicaron las familias en el comunicado.

Las autoridades aseguraron que, después de realizar una serie de pruebas, determinaron que el medicamento era completamente seguro, por lo que reanudaron su aplicación a los niños del servicio.

A más de un mes de este incidente, los familiares denuncian que al menos otros 12 niños han experimentado reacciones como vómitos, fiebre y dolor de cabeza después de recibir quimioterapias con Metotrexato.

«Incluso algunos de ellos han sido hospitalizados y en uno se detectó la bacteria Pseudomona», agregaron en el comunicado firmado por 26 madres, padres y representantes.

Hasta el momento, los familiares no han recibido respuesta por parte de las autoridades sobre la divulgación de los resultados de las presuntas pruebas realizadas al medicamento.

Las madres, padres y representantes han informado que han recibido autorización para buscar el medicamento Metotrexato en centros autorizados, pero no todos cuentan con los recursos necesarios para pagarlo.