Investigarán a clínicas que no atiendan a pacientes que pagan seguros

0
353

El Ministerio Público de Venezuela ha anunciado que llevará a cabo una investigación sobre las denuncias de pacientes que afirman no recibir atención médica en algunas clínicas del país, a pesar de pagar regularmente sus cuotas a compañías de seguros privadas.

El fiscal general Tarek William Saab señaló que se ha detectado un aumento en las denuncias de pacientes que, a pesar de cumplir con sus pagos a las aseguradoras, son rechazados por las clínicas sin importar la gravedad de su condición de salud. Aunque no se compartieron casos específicos, se aseguró que se tomarán medidas para sancionar estas violaciones a la ley.

En las redes sociales, varios usuarios expresaron su descontento con la situación. José Manuel Romano reclamó que las aseguradoras y las clínicas privadas deben cumplir con sus obligaciones hacia los asegurados, y acusó a la superintendencia de la actividad aseguradora de actuar en complicidad con las aseguradoras en detrimento de los derechos de los asegurados.

Otro usuario, Jairol Romero, destacó que las empresas de seguros buscan cobrar primas altas pero pagar lo menos posible en siniestros, dejando a las clínicas en riesgo al no recuperar los recursos invertidos en la atención a los asegurados.

Alejandro Rondón compartió su experiencia personal, afirmando que en 2017 su padre ingresó a una clínica en Caracas y se consumieron dos seguros en tres días, pero cuando solicitó una factura detallada de los insumos utilizados, descubrió que se habían registrado gastos excesivos de guantes, termómetros y medicamentos que nunca fueron administrados.

Por último, Daniel Cordero advirtió a otros usuarios que antes de acudir a una clínica, deberían revisar el tiempo que las aseguradoras tardan en pagar y el hecho de que suelen hacerlo en moneda local, lo que puede resultar en una disminución significativa en los honorarios médicos.

La investigación del Ministerio Público busca abordar estas denuncias y garantizar que las aseguradoras y las clínicas privadas cumplan con sus responsabilidades hacia los pacientes asegurados.