Lo adelantó un científico argentino y ahora lo confirmó Elon Musk: “El próximo problema global será la falta de electricidad”

0
784

Juan Carlos Bolcich es un físico argentino que se especializa en aplicación de hidrógeno para la propulsión de vehículos. En 2023 dijo que el mundo colapsaría ante la demanda de energía y los autos eléctricos no podrán superar el 50% del total. Ahora, el magnate dueño de Tesla dice que se está aproximando una crisis global

Con Informacion de Infobae

Países como Noruega han logrado altas tasas de ventas de autos eléctricos, mientras que otros como Países Bajos están experimentando el colapso de sus redes eléctricas debido a la alta demanda energética de sus vehículos enchufables. Esta situación no se limita solo a los autos eléctricos, sino que afecta la capacidad eléctrica de las ciudades en general.

Stedin, el principal distribuidor de energía eléctrica en Países Bajos, ha advertido sobre la insostenibilidad de la situación, con ciudades como Utrecht ya superando la capacidad de la red eléctrica. Situaciones similares podrían surgir pronto en otras ciudades importantes.

El problema no se limita a Europa, ya que Musk ha destacado que la escasez de electricidad podría convertirse en el próximo desafío global. En Estados Unidos, el aumento de la demanda de electricidad por parte de centros de datos, criptominería y la expansión de la inteligencia artificial está ejerciendo una presión significativa sobre la red eléctrica.

El informe del New York Times también destaca que la demanda excesiva de energía eléctrica está poniendo en peligro los objetivos climáticos en los países desarrollados, ya que las redes eléctricas están llegando a su límite.

Esta situación se agrava por el crecimiento simultáneo de la movilidad eléctrica y la inteligencia artificial, que aumentan el consumo de energía y demandan una mayor capacidad de las redes eléctricas. La producción de microchips y baterías también está contribuyendo al aumento del consumo de energía.

En respuesta a este escenario, la única solución parece ser la construcción de nuevos centros de generación de electricidad, lo que plantea desafíos para los objetivos de neutralidad de carbono. Bolcich había previsto esta situación en 2021, proponiendo el uso inteligente del hidrógeno como una forma de almacenar energía.

En conclusión, la industria automotriz mundial está reconsiderando sus estrategias de electrificación, con un renovado interés en los autos híbridos como una solución más viable para mitigar las emisiones contaminantes y evitar el colapso de las redes eléctricas.