Más de 100 venezolanos ingresaron a Colombia tras operativo militar contra minería ilegal en el parque Yapacana

0
388

La Defensoría del Pueblo de Colombia ha informado que 141 personas, incluyendo a 105 venezolanos, han ingresado a Colombia después de que se llevaran a cabo operativos militares en Venezuela contra la minería ilegal en el Parque Nacional Yapacana, ubicado en el estado Amazonas.

La regional de Guainía continúa verificando las condiciones de las personas que ingresan a Inírida después de los operativos militares, según detalló el gobierno en un tweet. Además, se reporta que nueve personas heridas han recibido atención médica y hay 18 personas alojadas en albergues. La Defensoría del Pueblo continúa brindando acompañamiento a los afectados.

El pasado miércoles se registró un enfrentamiento entre efectivos de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y supuestos mineros ilegales en la región amazónica de Venezuela. Los militares están llevando a cabo expulsiones masivas de personas dedicadas a la extracción de minerales en el Parque Nacional Yapacana.

La ONG Kapé Kapé informó que el enfrentamiento tuvo lugar en la mina Cacique, donde los militares están realizando desalojos y las personas se resisten a abandonar el área protegida. Según la agrupación, el enfrentamiento dejó varias personas heridas y algunos fallecidos. Se han compartido fotografías y videos que muestran a personas lanzando objetos contundentes, algunas de ellas heridas o encapuchadas, así como edificaciones en llamas y gases lacrimógenos.

El comandante estratégico operacional de la FANB, Domingo Hernández Lárez, ha declarado que las evacuaciones continúan en el parque y ha recordado que la construcción de viviendas y estructuras está prohibida en el área. Sin embargo, no ha mencionado los enfrentamientos o heridos durante los desalojos.

Desde que comenzaron las expulsiones, los informes de la FANB no incluyen información sobre heridos o enfrentamientos en estos procedimientos en los territorios habitados principalmente por comunidades indígenas.

Es importante destacar que esta situación evidencia la compleja problemática de la minería ilegal en la región amazónica y la necesidad de buscar soluciones sostenibles que no afecten a las comunidades indígenas y al medio ambiente.