México: Cerca de 100 muertos y desaparecidos por huracán Otis en Acapulco

0
343

El huracán Otis ha dejado un rastro de destrucción y tragedia en Acapulco, con un saldo de casi cien personas entre muertos y desaparecidos. Las autoridades mexicanas continúan trabajando arduamente en la búsqueda y rescate tras este devastador desastre natural.

El pasado miércoles, Otis golpeó Acapulco con vientos de hasta 270 kilómetros por hora, convirtiéndose en el ciclón más poderoso registrado en la costa occidental de México. El huracán provocó inundaciones, saqueos y dejó a la población luchando por conseguir suministros básicos como agua, comida y medicinas.

La gobernadora del estado de Guerrero, Evelyn Salgado, informó el lunes que se confirmaron 45 muertes y que otras 47 personas aún están desaparecidas, según cifras proporcionadas por la fiscalía estatal. Las autoridades federales de Protección Civil habían reportado el domingo que hubo 48 fallecimientos, 43 en Acapulco y cinco en el municipio cercano de Coyuca de Benítez.

Entre las víctimas mortales se encuentran tres extranjeros residentes en Acapulco: un estadounidense, un británico y un canadiense, según informó la fiscal de Guerrero, Sandra Valdovinos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador instó a las autoridades a garantizar la entrega de suministros básicos a la población y a mantener el orden luego de los saqueos que se desataron tras el paso del huracán. Hasta el momento, no se ha revelado la repercusión económica del impacto de Otis, pero se estima que podría alcanzar los 15.000 millones de dólares y que cerca de tres millones de personas se vieron afectadas por el ciclón, según la consultora Enki Research.

Para hacer frente a la situación, México ha desplegado aproximadamente 17.000 miembros de las fuerzas armadas para ayudar en las labores de distribución de alimentos y suministros en Acapulco. Esta ciudad turística, que recibe anualmente 4,5 millones de turistas, tiene una población de alrededor de 850.000 habitantes.

El presidente López Obrador ha prometido que Acapulco se recuperará en poco tiempo y tanto gobiernos extranjeros como empresas locales han iniciado campañas de recolección de alimentos y fondos para ayudar en la reconstrucción.

Sin embargo, los problemas persisten. En el barrio La Frontera, una fila de aproximadamente 150 personas esperaba para recibir agua proporcionada por el municipio local. Los residentes con recipientes vacíos expresaron su desesperación ante la larga espera. Algunas personas se vieron obligadas a caminar hasta los ríos en busca de agua potable, para bañarse y lavar su ropa.

En cuanto a los turistas extranjeros, se informó que 59 colombianos y 52 peruanos que se encontraban en Acapulco durante el paso de Otis ya fueron localizados y se encuentran fuera de la zona afectada, según la canciller mexicana, Alicia Bárcena.

La rápida intensificación de Otis tomó por sorpresa a muchos, ya que fue impulsado por las altas temperaturas de la superficie marina, producto del fenómeno de El Niño.

La planificación y respuesta gubernamentales han sido duramente criticadas por la oposición y analistas políticos, calificándolas como «pobres». Turistas que se encontraban en Acapulco afirmaron que no fueron informados sobre el huracán hasta poco antes de su llegada.

Este desastre ha ocurrido justo antes de las elecciones presidenciales mexicanas de junio de 2024, y el presidente López Obrador ha reiterado que los críticos están atacando la respuesta gubernamental a Otis y exagerando su impacto por motivos electorales.

Mientras tanto, el Centro Nacional de Huracanes informó el lunes que se formó la tormenta tropical Pilar en el océano Pacífico, frente a El Salvador y Nicaragua. Aunque inicialmente se esperaba que llegara al sur de México, parece que se quedará en Centroamérica, aunque podría traer fuertes lluvias al suroeste del territorio mexicano.

Es importante estar al tanto de las últimas noticias y recomendaciones de las autoridades para mantenerse seguros y apoyar a aquellos afectados por este desastre.