Refinerías venezolanas reactivadas tras 6 años de problemas operacionales, pero no alcanzan su capacidad total

0
436

Las refinerías venezolanas, operativas por primera vez desde 2017, han logrado reactivarse después de enfrentar graves problemas operacionales debido a la falta de inversión en su mantenimiento. A pesar de esta recuperación, las instalaciones de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) aún no funcionan al 100%, estimándose una producción diaria de entre 110,000 a 150,000 barriles de combustible.

Con información de TalCual

La falta de inversión en la infraestructura petrolera fue la principal causa del colapso en el complejo refinador venezolano, que tiene una capacidad de producción de 1.3 millones de barriles diarios. Incendios, derrames de crudo, explosiones y otras fallas constantes afectaron el funcionamiento de las refinerías Cardón, Amuay, Puerto La Cruz y El Palito.

Pdvsa inició en 2020 los esfuerzos para reactivar las refinerías debido a la escasez de combustible y las largas filas en las estaciones de servicio para surtir gasolina. A pesar de los avances, las instalaciones aún no operan a plena capacidad y actualmente están refinando entre 110,000 y 150,000 barriles diarios de combustible.

El dirigente sindical Iván Freites resaltó que, aunque las refinerías están en funcionamiento, están operando a baja capacidad. Por otro lado, el analista petrolero Rafael Quiroz Serrano destacó que, si bien se están haciendo esfuerzos para mejorar la industria, aún no se cubre la demanda interna.

Además, se ha señalado que un 20% del volumen de combustible, especialmente gasolina, se está enviando a Cuba, mientras los venezolanos continúan enfrentando problemas de abastecimiento.

Pdvsa informó recientemente que se han realizado importantes trabajos de mantenimiento en las refinerías, lo que ha permitido un aumento en la producción de combustibles para el mercado nacional, incluyendo gasolina y gas licuado de petróleo. Aunque se han logrado avances, aún se espera que las operaciones se normalicen completamente para alcanzar una capacidad óptima de producción.