Trabajadores de la CVG recibieron menos de 100 dólares en primer pago de utilidades

0
234

Los trabajadores de la Corporación Venezolana de Guayana (CVG) han levantado sus voces para denunciar que el primer pago de las utilidades no ha superado los 100 dólares. Según un informe de Radio Fe y Alegría, se estima que el último pago podría ser incluso inferior a los 20 dólares. Esta situación ha generado un gran malestar entre los trabajadores, quienes consideran que el beneficio debería ser pagado en su totalidad durante la primera quincena de noviembre, de acuerdo con las contrataciones colectivas.

La CVG comenzó a realizar el pago de las utilidades el pasado 10 de octubre, y aunque se esperaba que el monto correspondiente al 25% del bono de fin de año fuera superior al del año anterior, la falta de aumento salarial ha provocado que no supere los 100 dólares en esta primera fracción. En comparación, el año pasado los trabajadores recibieron al menos 200 dólares en el primer pago.

Además del descontento por el monto recibido, los trabajadores también rechazan que se fraccione el pago de las utilidades, ya que consideran que debería ser entregado de forma completa. De seguir con esta práctica, temen que la última fracción no alcance ni siquiera los 20 dólares. Esta situación ha llevado a que algunas áreas de la corporación, como el comedor, decidan paralizarse en protesta.

José Basanta, dirigente de CVG Bauxilum, ha afirmado que este tipo de pago va en contra de lo establecido en la contratación colectiva y que nunca estuvo contemplado en las leyes. Basanta ha criticado las tablas emitidas por la Onapre para determinar los montos de las utilidades, señalando que están lejos de reflejar lo acordado en la contratación colectiva. En el caso de los trabajadores de Bauxilum, el monto recibido no ha llegado ni siquiera a los 100 dólares, lo que, según Basanta, es una cifra irrisoria si se tiene en cuenta que deberían recibir al menos 400 dólares.

Hasta el momento, la CVG no ha brindado información sobre las próximas fechas de pago ni los porcentajes que recibirán los trabajadores. Esta falta de transparencia ha generado aún más incertidumbre entre los empleados, quienes denuncian que durante el 2022 la última fracción de las utilidades se devaluó en más del 50% en comparación con la primera.

La Central Bolivariana Socialista de Trabajadores (CBST) también ha rechazado el pago fraccionado de las utilidades y ha exigido que se realice un recálculo tomando en cuenta los bonos entregados a los trabajadores. Pedro Perales, director de la CBST, ha responsabilizado a la junta interventora por esta situación y ha asegurado que no permitirán que se burlen de los trabajadores.

Además de la problemática de las utilidades, los trabajadores también han denunciado el incumplimiento del aporte educativo de cara al inicio de clases y han exigido que las autoridades se apeguen a la ley.

Resulta importante mencionar que, de acuerdo con la Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y las Trabajadoras, se considera salario todos los pagos que el trabajador recibe de forma regular y permanente, lo que implicaría la salarización de las diversas dádivas entregadas por el Estado venezolano. Ante esta situación, los trabajadores hacen un llamado al ministro de trabajo, a la vicepresidenta Delcy y al presidente Nicolás Maduro para que escuchen sus demandas y pongan fin a esta situación de injusticia laboral en Guayana.