Yván Gil llegó a Brasil para participar en la reunión con Guyana

0
366

El Canciller Yván Gil afirmó que la delegación venezolana, bajo su liderazgo, arribó a Brasil con un «espíritu de buena fe».

El propósito de su presencia en el país vecino es participar en la primera reunión de la Comisión Conjunta de Cancilleres y Técnicos de Venezuela y Guyana, conforme a los términos establecidos en la Declaración de Argyle para el Diálogo y la Paz entre ambas naciones.

Gil destacó que las negociaciones están claramente definidas y fueron acordadas tras el diálogo entre los presidentes de Guyana y Venezuela. En declaraciones al canal estatal VTV, expresó: «Nosotros vamos con un espíritu de buena fe y aspiramos a que Guyana también tenga espíritu de buena fe, lo cual será evidente en las negociaciones de mañana».

El Canciller recordó que la creación de esta comisión fue acordada el pasado 14 de diciembre durante la reunión entre los presidentes Nicolás Maduro e Irfaan Ali en San Vicente y las Granadinas. La expectativa se centra en la construcción de puentes para el entendimiento mutuo entre ambas naciones en busca de soluciones pacíficas y cooperativas.

Cancilleres de Venezuela y Guyana abordarán en Brasil acuerdos sobre el Esequibo

Los ministros de Relaciones Exteriores de Venezuela y Guyana se reúnen este jueves en Brasilia, como parte de los acuerdos alcanzados a fines del año pasado en un encuentro en que los mandatarios de ambos países abordaron las crecientes tensiones por el territorio del Esequibo.

A mediados de diciembre, los presidentes de Venezuela y Guyana, Nicolás Maduro e Irfaan Ali, convinieron en San Vicente y las Granadinas abstenerse de intensificar cualquier conflicto o desacuerdo, amenazar o utilizar la fuerza, resolver la controversia de conformidad con el derecho internacional, incluido el Acuerdo de Ginebra de 1966.

Además, acordaron la creación de una comisión mixta de cancilleres y técnicos que ahora se reúne por primera vez para tratar los asuntos mutuamente acordados.

Al encuentro, que será celebrado en el Palacio de Itamaraty, asistirán los cancilleres de Venezuela, Yvan Gil, y de Guyana, Hugh Todd, según un comunicado de la cancillería guyanesa.

También estarán presentes el canciller brasileño, Mauro Vieira; representantes del secretario general de Naciones Unidas; los gobiernos de San Vicente y las Granadinas, en ejercicio de la presidencia de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), y de Dominica, que ejerce la presidencia de la Comunidad del Caribe (Caricom).

«El gobierno brasileño valora el compromiso de Guyana y Venezuela con el proceso de diálogo en curso, facilitado por actores y mecanismos regionales. Resalta también el espíritu de integración que impulsa a los países de América Latina y el Caribe con miras a consolidar la región como una zona de paz, cooperación y solidaridad», precisó un comunicado de la cancillería brasileña.

Tras el encuentro celebrado el 14 de diciembre, el mandatario guyanés advirtió que el diferendo limítrofe «no está en discusión», argumentando que el litigio se encuentra en la Corte Internacional de Justicia (CIJ), instancia a la que Guyana acudió para que se pronuncie sobre la validez del Laudo Arbitral de París de 1899 y cuya jurisdicción para resolver el diferendo no es reconocida por el Estado venezolano, posición ratificada en un referendo consultivo celebrado el 3 de diciembre.

La histórica controversia por el Esequibo, territorio de unos 160.000 kilómetros cuadrados rico en recursos naturales, se agudizó en meses recientes, luego de que el gobierno guyanés llevó a cabo licitaciones petroleras en áreas pendientes de delimitación.

Venezuela defiende el Acuerdo de Ginebra de 1966 que prevé la resolución amistosa y «en forma que resulte aceptable para ambas partes» como el mecanismo para resolver la controversia.

Guyana, por su parte, insiste en la validez del Laudo Arbitral, que cedió el territorio a Gran Bretaña cuando aún mantenía a Guyana como colonia, pero Venezuela lo considera «nulo e írrito».

El Estado venezolano debe presentar, el 8 de abril de 2024, ante la CIJ, una contramemoria para defender su potestad sobre el Esequibo, pero aún se desconoce cómo procederá tras el referendo consultivo en el que, de acuerdo al Poder Electoral, más de 10 millones de venezolanos rechazaron la jurisdicción de la CIJ en el diferendo y respaldaron la incorporación de ese territorio como un nuevo estado venezolano.