Argentinos eligen al próximo presidente en medio de la crisis económica y malestar social

0
294

Este domingo, más de 35,000 argentinos están listos para ejercer su derecho al voto y elegir al próximo presidente del país. Para que un candidato sea elegido en primera vuelta, debe obtener más del 45% de los votos válidos o más del 40% de los votos con al menos una diferencia de 10 puntos porcentuales sobre el segundo candidato.

La elección presidencial tiene lugar en medio de una crisis económica y un malestar social generalizado en todo el país. Desde las 8 de la mañana, los argentinos están llegando a las urnas para decidir quién dirigirá el destino de Argentina durante los próximos cuatro años. Un total de 35,394,425 personas están habilitadas para votar en estas elecciones.

En caso de que ningún candidato alcance los requisitos para ganar en primera vuelta, se llevará a cabo una segunda vuelta electoral el 19 de noviembre. Esto demuestra la expectativa de una posible reconfiguración del sistema político en Argentina.

Estas elecciones se llevan a cabo en un momento de profunda incertidumbre debido a la grave crisis económica que enfrenta el país. Argentina está experimentando una inflación histórica que ha superado el 140% anual. Además, el 40.1% de la población se encuentra por debajo de la línea de pobreza y casi la mitad de los empleados trabajan en la economía informal. La moneda local también se ha devaluado rápidamente frente al dólar.

En este contexto, el candidato libertario Javier Milei ha surgido como un posible favorito. Representante de La Libertad Avanza, Milei ha logrado expresar la frustración y el enojo de una parte importante de la sociedad hacia el sistema político. De hecho, fue el candidato más votado en las elecciones primarias de agosto.

Sin embargo, Milei enfrenta la competencia de candidatos como Sergio Massa, actual ministro de Economía y candidato por Unión por la Patria, y Patricia Bullrich, referente de Juntos por el Cambio.

La incertidumbre sobre los resultados comenzará a disiparse alrededor de las 10 de la noche, cuando se espera que se conozcan las primeras cifras con tendencias consolidadas. La lluvia también podría influir en el resultado de las elecciones, ya que se esperan precipitaciones en todo el país durante todo el día.

Además de la elección presidencial, también se renovarán parte del Congreso Nacional y el Parlasur, el órgano parlamentario del Mercosur.

En Argentina, la participación electoral es obligatoria para los ciudadanos entre 18 y 70 años, mientras que es opcional para aquellos de 16 y 17 años, así como para aquellos mayores de 70 años.

Estas elecciones generales son un momento crucial para Argentina, ya que el país busca un nuevo liderazgo en medio de desafíos económicos y sociales significativos.