Derrame de petróleo en Trinidad y Tobago mantiene en alerta a habitantes de Delta Amacuro

0
313

Las comunidades costeras del estado Delta Amacuro están en alerta debido a un reciente derrame de petróleo en Trinidad y Tobago.

Según informes oficiales divulgados por medios locales e internacionales, el incidente ocurrió el 7 de febrero cuando un buque, que se creía que transportaba madera y arena, tuvo una fuga de petróleo.

Cuando las autoridades marítimas abordaron el buque Gulfstream en Trinidad y Tobago, descubrieron que no había tripulación a bordo, según informó una periodista de ese país a Radio Fe y Alegría Noticias.

El derrame ha cubierto aproximadamente 15 kilómetros de costa y se espera que siga expandiéndose.

Ante esta situación, el gobierno de Trinidad y Tobago advirtió sobre la posibilidad de elevar el nivel de alerta y está trabajando para contener la fuga de hidrocarburos.

Las comunidades deltanas, que dependen en gran medida de la pesca, están cada vez más preocupadas por las consecuencias negativas que podría tener la expansión de la mancha de petróleo.

Un habitante de Pedernales, una localidad venezolana cercana a Trinidad y Tobago, expresó su temor de que la contaminación afecte su principal fuente de alimentos.

«Dependemos de la pesca; sin ella, no lo pasaremos bien. Si ese petróleo llega aquí, pasaremos hambre», dijo.

Punta Pescador, otra comunidad deltana habitada mayoritariamente por indígenas waraos que dependen históricamente de la pesca, también se encuentra amenazada.

Los residentes, recordando desastres petroleros anteriores, están preocupados por esta situación. En el pasado, tuvieron que migrar río adentro hacia Tucupita para acceder al agua, cultivar y pescar. En esta ocasión, esperan evitar una situación similar.