El cambio no es una opción, es una necesidad

0
152

La reciente encuesta de Datincorp que revela un apoyo del 55% a María Corina Machado frente a 14% para Nicolás Maduro no es simplemente un indicador de preferencias electorales; es un manifiesto del cambio de paradigma en la conciencia política y social de Venezuela. Este dato, más que cualquier otro en años recientes, destaca una transición significativa en la actitud de la población: lo que una vez fue visto como impensable o radical, ahora se considera aceptable, e incluso sensato.

Por El Nacional

Durante años, el control del chavismo-madurismo sobre la política venezolana parecía insuperable. Sin embargo, el agotamiento provocado por la prolongada crisis económica y política ha llevado a un punto de inflexión. La población, que anteriormente pudo haberse mostrado resignada o apática, ahora clama por un cambio activo. La figura de María Corina Machado, vista por muchos como un faro de esperanza y renovación, simboliza este clamor. El hecho de que 42% de los venezolanos sienta alegría al mencionar su nombre habla del profundo deseo de un nuevo rumbo para el país.

La encuesta también revela un robusto apoyo al diálogo y la reconciliación nacional, con 72% a favor de un acuerdo nacional respaldado por la comunidad internacional. Esta aceptación de la necesidad de colaboración entre el gobierno y la oposición refleja un cambio radical en la percepción de lo que es necesario para la reconstrucción de Venezuela. Ya no es suficiente la mera oposición al madurismo, lo que se busca es una solución constructiva que aborde las raíces de la crisis.

Sin embargo, el camino hacia el cambio no está libre de obstáculos. La posibilidad de inhabilitaciones políticas y el control institucional ejercido por el madurismo son realidades que todavía amenazan con socavar este movimiento hacia la democratización del país. Aun así, la determinación de la población de movilizarse más allá de las figuras individuales hacia el objetivo más amplio de cambio político y económico es evidente. Si María Corina Machado se enfrenta a obstáculos insuperables, 70% de los venezolanos sugiere la necesidad de apoyar a otro candidato que pueda llevar adelante la antorcha del cambio.

Este momento en la historia de Venezuela no es simplemente otro ciclo electoral o una fluctuación en la popularidad de los políticos; es un reflejo de un deseo profundo de reconstrucción y reconciliación. La encuesta de Datincorp no solo mide opiniones; destila la esencia de un pueblo listo para dejar atrás décadas de división y desesperanza.

El cambio en Venezuela ya no es solo una posibilidad; se ha convertido en una imperiosa necesidad. La sociedad venezolana está demostrando una madurez y una determinación que podrían finalmente superar las barreras que han impedido el progreso y la estabilidad. Frente a esta encrucijada, la elección parece clara: avanzar hacia la reconstrucción de un país que ha soportado demasiado, durante mucho tiempo. La hora del cambio, impulsado no solo por la necesidad sino por la esperanza de un futuro mejor, ha llegado.