Luis Sojo: «La gente quiere resultados de inmediato y eso no va a pasar en la pelota”

0
320

Cuando el exjugador y mánager de béisbol, Luis Sojo, fue nombrado gerente deportivo de los Tiburones de La Guaira en noviembre, el equipo estaba pasando por un período de caos y reorganización. Varios miembros del cuerpo técnico se habían marchado y el equipo no estaba teniendo un buen comienzo de temporada. Además, se enfrentaban a la salida de César Collins de la directiva.

Sin embargo, Sojo aceptó el cargo con confianza de que tomaría las decisiones correctas para el equipo. Ahora, con los Tiburones clasificados para la gran final de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP), Sojo asegura que están cosechando los frutos de su trabajo.

«Cuando haces cambios, tratas de crear una conexión en el equipo. La gente siempre quiere resultados inmediatos, pero eso no ocurre en el béisbol. Hoy en día estamos viendo los resultados de todo lo que hemos hecho. Eso ha sido fundamental para nosotros. Nadie quiere tomar una mala decisión, pero a veces tienes que tomarla y esperar lo mejor. El béisbol es impredecible», comentó Sojo después de la clasificación a la final.

Junto con Oswaldo Guillén y el gerente general Alberto Díaz, Sojo implementó un plan para llevar al equipo a la gloria. Y lo lograron. «Creo que la actitud de los jugadores de los Tiburones ha cambiado. Sabíamos que el pitcheo era nuestro punto débil, así que nos enfocamos en mejorarlo. La incorporación de Oswaldo Guillén fue clave. Hemos tomado varias decisiones y hemos tenido momentos que han beneficiado al equipo», explicó Sojo en una entrevista con LVBP.

Todos los jugadores eran conscientes de su posición y de sus metas con la llegada de Guillén al equipo. Los cambios fueron drásticos, pero resultaron beneficiosos. «Siempre habrá críticas en el deporte y, como gerente, aún más. Evaluamos las decisiones en conjunto, no solo yo, sino también Alberto Díaz, Richard Díaz (miembro de las oficinas), la directiva en general y los cazatalentos, quienes han hecho un excelente trabajo. Siempre tratamos de tomar la mejor decisión. Aquellos que no pueden soportar las críticas, que se queden en casa. Gracias a Dios, las cosas están yendo muy bien», comentó Sojo sobre su experiencia en el cargo.

El esfuerzo y el arduo trabajo administrativo valieron la pena: los Tiburones comenzarán la gran final este martes, enfrentándose a los Cardenales como favoritos. El equipo está decidido a ganar el título de campeones y esta semana luchará por obtener su primer trofeo en 38 años.