Madeira, un archipiélago volcánico de Portugal en el océano Atlántico que aumenta uso de energías renovables

0
552

Con Informacion de Euronews

La central hidroeléctrica de Socorridos ha sido optimizada con una estación de bombeo que acumula agua en la cima de la montaña y la almacena en un nivel más bajo, lo que permite bombearla y minimizar la pérdida de agua. También se han construido túneles en la montaña para transportar agua hacia la central hidroeléctrica.

La energía eólica juega un papel importante en la isla, ya que se utiliza para enviar el agua almacenada en la central eléctrica a un embalse en caso de necesidad, como durante períodos de alto consumo.

El proyecto ha sido considerado uno de los mejores proyectos cofinanciados por Europa en los últimos 15 años, según los premios Regiostars.

Además de aumentar el uso de energías renovables, esta optimización ha beneficiado a los agricultores en la zona más seca de la isla, quienes experimentan un riego más eficiente y mejorado para sus cultivos.

Desde la antigüedad se comprendió la necesidad de transportar agua del norte montañoso, al sur más seco mediante «levadas«

Algunas de estas canalizaciones de piedra datan del siglo XV. Madeira tiene 2.000 km de levadas. El agua se canaliza hacia las entrañas de la montaña.

«Construimos un túnel de 5,4 kilómetros para traer el agua y almacenarla aguas arriba de nuestra central hidroeléctrica, que ya existía antes de este proyecto»,cuenta Beatriz Rodrigues Jardim, Directora de Calidad, Medio Ambiente y Seguridad, EEM. 

«También tuvimos que excavar túneles en la montaña, lo que supuso un gran reto de construcción», agrega. 

En general, la iniciativa muestra cómo Madeira está adoptando medidas para abordar el cambio climático y avanzar hacia un futuro más sostenible con la colaboración de la Unión Europea.