Un 4 de julio sangriento: Tiroteos en Filadelfia, Baltimore y Fort Worth dejan 10 muertos y decenas de heridos

0
465

Con Informacion de El Pais

El fin de semana de celebraciones y festejos por el Día de la Independencia de Estados Unidos se ha visto empañado por una serie de tiroteos que han dejado un saldo trágico en Filadelfia, Baltimore y Fort Worth. En total, se han reportado 10 muertos y varias decenas de heridos por armas de fuego, recordando la persistente violencia que afecta al país.

El primer tiroteo ocurrió en la madrugada del domingo en una fiesta en Baltimore, donde dos personas perdieron la vida y otras 28 resultaron heridas, muchas de ellas menores de edad. Luego, en la noche del lunes, se registraron dos tiroteos más en Filadelfia y Fort Worth.

En Filadelfia, un hombre fuertemente armado abrió fuego en plena calle en el barrio de Kingsessing, matando a cinco personas y dejando a dos menores heridos. Según la comisaria de policía de la ciudad, Danielle Outlaw, no se conoce relación entre las víctimas y el agresor, quien aparentemente disparaba al azar. El sospechoso, de 40 años, fue detenido y se encontraba equipado con un chaleco antibalas, un rifle automático, una pistola y un escáner de la policía.

Tres muertos en Texas

En Fort Worth, tres personas murieron y ocho resultaron heridas en un tiroteo que tuvo lugar después de un festival local. Los agentes de policía acudieron a la escena tras recibir reportes de disparos en una reunión con cientos de personas. Varias víctimas fueron trasladadas a hospitales cercanos en vehículos particulares y ambulancias.

Estos nuevos incidentes de violencia armada se suman a la búsqueda de los sospechosos involucrados en otro tiroteo ocurrido durante un evento festivo en Baltimore, donde murieron dos personas y otras 28 resultaron heridas, muchas de ellas menores de 18 años. Las circunstancias que rodearon este tiroteo aún están siendo investigadas.

Los trágicos sucesos reflejan la persistente problemática de la violencia armada en Estados Unidos. Hasta el 3 de julio de este año, se han registrado 21,689 muertes por armas de fuego en el país, según el Gun Violence Archive. Además, se han contabilizado al menos 339 tiroteos masivos en lo que va de 2023, lo que convierte a este año en el de mayor número de asesinatos en masa y muertes relacionadas con armas de fuego en la historia del país.

La violencia armada continúa siendo un desafío para la sociedad estadounidense, y estos trágicos sucesos en el fin de semana de celebración de la independencia nacional subrayan la necesidad de abordar esta problemática de manera urgente y efectiva.