Piden ayuda monetaria para trasladar restos de artista venezolana asesinada en Brasil

0
561

La trágica noticia de la muerte de la talentosa artista venezolana Julieta Hernández, quien fue asesinada en la localidad de Presidente Figueiredo en Brasil, ha conmocionado a amigos y familiares. Ante esta situación, se ha iniciado una campaña para recaudar fondos y poder trasladar sus restos a su país natal.

La noticia ha generado un profundo dolor en la comunidad artística, especialmente en el movimiento feminista Mulher Artista Resista, quienes han expresado su tristeza y han llamado a utilizar el arte como una herramienta para luchar por la memoria y la justicia de quienes nos han arrebatado.

Julieta Hernández residía en Sao Paulo desde hace algún tiempo y tenía planeado viajar en bicicleta a Venezuela para pasar las festividades de fin de año junto a su madre. Hace aproximadamente dos meses, emprendió su travesía por la Amazonía, pero desafortunadamente desapareció en esa región el pasado 23 de diciembre, según informó su grupo teatral Circo di SóLadies en las redes sociales.

Tras 10 días de intensa búsqueda, el cuerpo de Julieta fue hallado enterrado en la orilla de un río, junto a su bicicleta destrozada. Las autoridades locales de Brasil han informado que el cadáver de la artista presentaba signos de violencia y habría fallecido por asfixia, según reportó la agencia de noticias EFE.

En relación con el caso, las autoridades han detenido a dos sospechosos, quienes son propietarios de una casa en la que Julieta Hernández fue vista por última vez con vida, según informó el comisario Valdinei Silva, responsable de la investigación del asesinato.

La comunidad artística ha expresado su profundo pesar por la pérdida de Julieta Hernández, destacando su talento como payasa y su habilidad para arrancar sonrisas en todo Brasil. El grupo Circo di SóLadies, al que pertenecía la artista, ha publicado un emotivo mensaje en su cuenta de Instagram, lamentando la pérdida y destacando la triste realidad del feminicidio.

Esta trágica historia nos recuerda la importancia de luchar contra la violencia de género y trabajar juntos para construir un mundo más seguro para todas las mujeres. Que la memoria de Julieta Hernández perdure y sea un llamado a la justicia.