Saime de Catia colapsó este sábado por operativo de cedulación

0
185

Las oficinas del Servicio Autónomo de Identificación, Migración y Extranjería (Saime) en Catia se vieron abrumadas este sábado debido a un operativo autorizado por el gobierno para la emisión de cédulas de identidad. Cientos de personas de las parroquias del oeste se aglomeraron en las oficinas del Saime en Pérez Bonalde en busca de obtener su cédula, y aún había personas esperando ser atendidas por la tarde.

A través de las redes sociales se mostraron imágenes de una larga fila de personas esperando para obtener su cédula. Este operativo fue autorizado por el gobierno en preparación para el Referendo Consultivo sobre el Esequibo que se llevará a cabo el 3 de diciembre.

En otros centros de cedulación del Saime también se observaron grandes filas, debido a la facilidad del operativo para obtener la cédula de manera rápida, en contraste con el complicado proceso digital establecido a mediados de año.

Los usuarios expresaron su descontento por el retraso en las operaciones de cedulación, considerándolo como una falta de capacidad de las instituciones para brindar servicios a la población. Manifestaron que el clientelismo y el control político son obstáculos para el funcionamiento adecuado del Estado.

El presidente Nicolás Maduro criticó duramente al director del Saime, Gustavo Vizcaíno, por las fallas y el caos en las jornadas de cedulación relacionadas con el referendo sobre el Esequibo que se llevará a cabo el domingo. Le pidió que resuelva los problemas y garantice la emisión de cédulas.

El Saime inició un operativo especial de cedulación el lunes en todas sus oficinas con el objetivo de asegurar que los venezolanos cuenten con su documento de identidad para el referendo sobre el Esequibo. Durante esta jornada especial de cedulación el martes, se destacaron las largas filas y el desorden.

En las redes sociales se compartieron videos grabados en sedes del Saime en todo el país que evidenciaban el caos que se generó durante el operativo. Los ciudadanos expresaron su frustración al ver que nadie los atendía y señalaron que este operativo, que se había promocionado como una buena oportunidad para renovar la cédula y participar en el referendo, no cumplió con las expectativas.

En resumen, las oficinas del Saime en Catia se vieron colapsadas debido a un operativo de cedulación autorizado por el gobierno. Hubo una gran afluencia de personas y largas filas en busca de obtener la cédula de identidad. Los usuarios expresaron su descontento por el retraso en la atención y criticaron la falta de capacidad de las instituciones para brindar servicios a la población. El presidente Maduro demandó soluciones y garantías para la emisión de cédulas.