Un centenar de venezolanos varados en la frontera entre Perú y Chile quiere regresar a su país

0
289

La canciller peruana explicó que las autoridades consulares venezolanas de Lima y Santiago se han acercado a la frontera para registrar a los ciudadanos que manifiesten su interés en retornar a su país

Infobae

Al menos un centenar de venezolanos que se encuentran varados en la frontera entre Perú y Chile desea regresar a su país, para lo cual se necesita de vuelos humanitarios que permitan su repatriación, comentó este miércoles la canciller de Perú, Ana Cecilia Gervasi, en su exposición ante al Congreso sobre la actual crisis migratoria en la frontera.

La ministra de Relaciones Exteriores explicó que las autoridades consulares venezolanas de Lima y Santiago se han acercado a la frontera para registrar a los ciudadanos que manifiesten su interés en retornar a su país.

En ese sentido, precisó que “100 venezolanos se han acogido a la propuesta de regresar a su país”, después de permanecer varias semanas en la frontera en un campamento improvisado en esa zona desértica.

Gervasi indicó que “la Cancillería del Perú está coordinando con su par de Chile el traslado a ese país del grupo de venezolanos que se encuentran en Tacna (Perú) y han manifestado su interés voluntario de volver a su patria”.

Asimismo, señaló que se está analizando “la viabilidad de vuelos humanitarios, que sería la forma más rápida para trasladar a los ciudadanos venezolanos que deseen regresar a su país”.

La ministra explicó que en la frontera peruano-chilena hay dos grupos de migrantes en situación irregular, el primero compuesto por haitianos que quieren seguir su viaje hacia México y el segundo de venezolanos que quieren regresar a su país por tierra.

Ante esa situación, las cancillerías de ambos países vecinos han establecido mesas de trabajo permanentes para regularizar el ingreso de los extranjeros y resolver temas como el bloqueo de la carretera Panamericana, agregó Gervasi.

Por su parte, el ministro del Interior, Vicente Romero, informó al Parlamento que, hasta el 20 de abril pasado, hay 1.584.081 extranjeros registrados en el Perú, donde el 71,9 % son venezolanos, seguidos por colombianos, ecuatorianos, chilenos y estadounidenses”.

Romero señaló que el 60 % de extranjeros en el país está en “situación irregular”.

Asimismo, el ministro indicó que se han presentado 4.804 solicitudes de amnistía para regularizar su residencia en Perú, donde el 97 % corresponden a venezolanos.

El Ejecutivo peruano endureció desde la semana pasada las medidas contra las personas que intentan ingresar a su territorio de manera irregular, con la entrada en vigencia del estado de emergencia decretado en todas las zonas de frontera después de que la presidenta, Dina Boluarte, responsabilizara a la migración del incremento de la criminalidad en su país.

Tras la medida, la situación en las fronteras se mantuvo en tranquilidad, con excepción de la sureña Tacna, en el límite con Chile, donde cientos de migrantes, en su mayoría de Venezuela, Haití y Colombia, han protagonizado trifulcas con agentes de la Policía Nacional en su intento de ingresar al territorio peruano.

Autoridades peruanas y chilenas aseguraron en los últimos días que conversan sobre la posibilidad de abrir un corredor humanitario para atender la crisis migratoria en su frontera compartida y poder regresar a las personas desplazadas a sus países de origen.

El primer ministro peruano, Alberto Otárola, afirmó este miércoles que la decisión de endurecer la política migratoria de su país “no es contra un grupo” específico de ciudadanos extranjeros, sino que busca “proteger al Perú y enfrentar la ola de violencia” que considera que vive la nación andina.

“Sabemos que hay extranjeros que trabajan honradamente, y por ellos damos facilidades para que regularicen su situación. Todos somos migrantes y por eso les recalco: nuestra política no es contra un grupo, es una medida para proteger al Perú y enfrentar la ola de violencia”, sostuvo Otárola en un mensaje publicado en Twitter.